Actualizado: 19:57 CET
Martes, 23/04/2019

Ronda

La Plataforma Nuevo Hospital remite una carta al director gerente

Se le pide que lleve a cabo acciones para solucionar la situación del servicio de Pediatría.

  • HOSPITAL

La Plataforma Nuevo Hospital Ronda Ya ha remitido la siguiente carta al director gerente para quejarse de la situación del servicio de Pediatría del nuevo centro:

"Estimado compañero:

Como representantes sindicales y como miembros de la“Plataforma Ciudadana por el Nuevo Hospital de la Serranía de Ronda y por una Sanidad Pública de Calidad”, nos dirigimos a usted para exponerle la situación de las profesionales enfermeras y auxiliares de enfermería del Servicio de Pediatría y pedirle soluciones.

Para ponerlo en antecedentes, le diremos que desde que se nos presentó el Proyecto definitivo del Nuevo Hospital de la Serranía de Ronda, un año antes de su apertura, ya nos quejamos, y así se lo hicimos saber al Director Gerente de entonces, de que el Área de hospitalización de Neonatología (coloquialmente conocida como la Sala de Incubadoras) se hubiese ubicado en la Segunda Planta, junto a la de Pediatría General, en vez de en la Tercera Planta, próxima al os Paritorios y a los Quirófanos de Maternidad y sin depender de ascensores para el desplazamiento de los neonatos patológicos, tal y como aconsejan tanto el Ministerio de Sanidad (Recomendaciones para Unidades Neonatales del Ministerio de Sanidad, 2014) y la propia Consejería de Salud de la Junta de Andalucía.

Tampoco se entiende desde el punto de vista sanitario, y también lo dijimos a la entonces Dirección Gerencia, que se agrupasen en la misma Planta Segunda, una a continuación de otra, las tres salas: Pediatría General, Neonatología y Postpartos, convirtiendo la primera en un pasillo de acceso a las siguientes, muy transitado por cierto, ni que se agrupasen, también, los tres controles de Enfermería. Todo ello, a nuestro entender contraviene las normas de seguridad del paciente hospitalizado e, incluso, la Carta Europea del Niño Hospitalizado.

Al no ser atendidas nuestras protestas, recurrimos como Plataforma Ciudadana al Parlamento de Andalucía, donde el día 20-7-2016 se nos dio la oportunidad de leer, ante los Portavoces de la Comisión de Salud, un extenso documento, relativo al Nuevo Hospital, donde, entre otras cuestiones, ya manifestamos nuestros temores de que las decisiones tomadas por la Dirección Gerencia, sobre la ubicación delas citadas Áreas asistenciales pediátricas, no obedeciese a otra razón que la de reducir el número de enfermeras y auxiliares de enfermería que las atienden. Como resultado de esta intervención nuestra, fue presentada por los Diputados una Proposición no de Ley en el Parlamento Andaluz, el 17-10-2016, cuyos puntos 4.1 y 4.2, ambos aprobados por votación, instan a ubicar Neonatología con su propio control de Enfermería, en la misma Planta que los Paritorios y Quirófanos de Maternidad, y a separar el Área de Hospitalización de Pediatría, de la de Postpartos (Obstetricia), dotando también a cada una de ellas de su control de Enfermería correspondiente.

 El día 30-11-2016, fuimos invitados por el anterior Director Gerente, don José Antonio Ruiz Romero, a cursar una visita al Nuevo Hospital Comarcal, que estaba próximo a inaugurarse, y a reunirnos seguidamente con él. Tras manifestarle  nuestra grata impresión por las magníficas instalaciones del nuevo centro hospitalario, le expusimos también nuestro desacuerdo sobre una serie de actuaciones y de omisiones concretas, que nos parecieron incomprensibles en un centro de nueva creación, entre otras, las relativas a la Unidad de Pediatría antes citadas. El Director Gerente, prometió estudiar nuestras propuestas.

El 29-3-2017, estando a punto de culminar la apertura del Nuevo Hospital, concertamos una segunda reunión con don José Antonio Ruiz, para recordarle que nada había cambiado en la Segunda Planta, salvo la colocación de una mampara de aluminio y cristal, con puerta abatible entre el Área de Pediatría y el resto. Le dijimos que no es de recibo que la Sala de Pediatría sea una zona de paso y que no íbamos a aceptar que se redujese el número de enfermeras y auxiliares de enfermería encargadas de las tres Áreas. El Director Gerente nos prometió que se iba a estudiar otro acceso para Postpartos y que de ninguna manera iba a haber una reducción del número de profesionales.

Pues bien, lo cierto es que en el Viejo Hospital había asignadas una enfermera y una auxiliar por turno en cada una de las tres Áreas citadas (Pediatría General, Neonatología y Postpartos). Además, se les permitía una cierta estabilidad en su cometido, lo que propició que en general fuesen profesionales muy expertas en su trabajo y muy motivadas, lo cual es muy importante, teniendo en cuenta que la atención pediátrica en general, y la neonatal en particular, poseen unas peculiaridades muy distintas de las de otro tipo de pacientes y que, sobre todo en Neonatología, se precisa de un entrenamiento tecnológico específico y complejo. No es lógico, por tanto, que últimamente se esté prescindiendo de una enfermera y de una auxiliar en los turnos de tarde y de noche e incluso, a veces, en el de mañana. Y más, teniendo en cuenta que no hay contratadas profesionales de refuerzo localizadas, entrenadas en este tipo de atención, a las que poder recurrir de modo urgente en caso de necesidad. Se ha dado el caso, este verano, de quedarse alguna noche una sola auxiliar para las tres salas.

 Esta situación está creando descontento y desmotivación en muchas de estas profesionales, como ya lo han manifestado ellas mismas ante sus superiores, y ha propiciado que algunas de ellas deseen abandonar el Servicio de Pediatría, pues tienen la sensación de que, por parte de esa Dirección, ni se conoce suficientemente, ni se valora su trabajo. No tiene sentido que se obligue a personas con amplia experiencia en Pediatría y Neonatología a atender a usuarios de otros Servicios, y que luego haya que recurrir a veces a profesionales poco entrenadas para prestar asistencia en una sala tan especializada como la de los neonatos patológicos.

Estamos convencidos de que todas estas circunstancias, que son ajenas a las enfermeras y auxiliares de Pediatría, no favorecen ni la calidad dela atención que prestan estas profesionales, ni la seguridad de los niños hospitalizados, por lo que de surgir algún problema asistencial derivado de esta reducción en el número de profesionales por turno, entendemos que no es a ellas a quien habrá que pedir responsabilidades.

Por todo ello, exigimos: Que se respete el compromiso del anterior Director Gerente y se restituyan una enfermera y una auxiliar de enfermería por turno en cada una de las Áreas pediátricas (la de Pediatría General y la de Incubadoras o Neonatología) y que no se las obligue a atender el Servicio de Obstetricia, el cual debe contar con sus propias profesionales. Que se potencie la estabilidad profesional y la formación específica de enfermeras y auxiliares. Que cuanto antes, se ubique la Sala de Incubadoras en la misma Planta que los Paritorios y los Quirófanos de Maternidad, para facilitar el transporte ágil de los recién nacidos con alguna patología, sin depender de ascensores. Que queden perfectamente diferenciadas las Salas Pediátricas de la Sala de Postpartos u Obstetricia, dotando a esta última de un acceso propio que no discurra por Pediatría".

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai
chevron_left
Salud recuerda los requisitos para las matanzas domiciliarias de cerdo
chevron_right
La Hermandad de la Paz reconoce la labor de Manuel Jiménez Friaza

¿Cansando de leer noticias?

Andalucía Información pone a disposición de sus lectores un servicio gratuito de lectura dictada. Entra en cualquier noticia y pincha sobre el botón rojo que hay debajo de la foto.