Actualizado: 19:33 CET
Domingo, 17/02/2019

Córdoba acoge el estreno mundial de ?El libro de las aguas?

Ayer se estrenó en 30 salas de cine de todo el país

  • Algunos de los actores participantes en la película durante el estreno de la misma el pasado jueves en Córdoba.
  • La productora avanza que irá al festival de Cine de Berlín
Glamour y alfombra roja en el estreno mundial de El libro de las Aguas. Desde ayer viernes en 30 salas de todo el país se exhibe la película rodada entre mayo y junio en la comarca de Los Pedroches y basada en el relato del mismo nombre de Alejandro López Andrada. Tras su paso por el Festival de Cine Europeo de Sevilla, un grupo de periodistas pudimos ver la película en el pase para prensa que se realizó el jueves por la mañana en el Cinesur El Tablero de la calle Barón de Fuente Quinto de la capital cordobesa.

Después de la proyección, en otra de las salas se celebró una rueda de prensa que contó con la presencia de la productora ejecutiva, Rosa García; el director, Antonio Giménez-Rico; el autor de la novela, Alejandro López Andrada y los actores Lolita Flores, Álex González, Elena Furiase, Álvaro de Luna, Ramón Langa y Juan Jesús Valverde. Todos ellos mostraron su satisfacción por haber trabajado en este proyecto y se mostraron encantados con el trato recibido durante su estancia en la comarca.

Ya por la tarde se llevó a cabo la gran gala de estreno patrocinada por el Ayuntamiento de Córdoba, la Diputación de Córdoba y Bruma Films y contó con la presencia de destacadas personalidades del ámbito político, social y cultural de la ciudad y provincia, además del equipo técnico y artístico de la película.
La productora, Rosa García, reconoció la existencia de contactos con el Ministerio de Cultura con el fin de que la película pueda participar en el Festival de Cine de Berlín.

Todo comenzó el día en el que la hija de la productora se topó en una librería con la novela de López Andrada, que cuatro meses después de publicarse recibió la llamada de la productora interesándose en hacer una película con su texto. El  guionista, Joan Álvarez, realizó cuatro adaptaciones de la novela, introduciendo nuevas y distintas tramas ya que el texto era muy poético y poco cinematográfico. Todos los actores y el equipo técnico han agradecido el trato recibido en Los Pedroches. Así, Ramón Langa dice que ha rodado más de 50 películas y es la primera vez que se siente "como si estuviera de vacaciones" y Lolita comenta de las gentes de esta comarca que son "cojonudas". 

El compositor cordobés, Pablo Cervantes, es el responsable de la Banda sonora Original de la película y asegura que "por la historia que se cuenta no hemos buscado hacer algo grandilocuente sino hacer un tema principal y otro secundario que reflejan la atmósfera de la trama". La BSO se completa con otros temas musicales que se acoplan en la historia de amor de los dos protagonistas, se utilizan elementos de percusión para los personajes malvados, así como notas metálicas y cuerdas con un clarinete bajo para describir musicalmente el ambiente rural.

La productora ejecutiva y máxima responsable de Bruma Films, Rosa García, destacó las facilidades que pusieron los alcaldes en el rodaje, cómo la gente se volcó y dijo que la película está "hecha con el corazón y con el alma".

El montaje lo ha realizado José María Biurrun y el director de fotografía ha sido Jaume Peracaula. El largometraje tiene una duración de 91 minutos y llega a las salas en formato de 35 milímetros. El rodaje se realizó en escenarios naturales de Pozoblanco, Villanueva del Duque, Pedroche, Dos Torres, Hinojosa, Belalcazar y Santa Eufemia. Varios actores de Pozoblanco también aparecen en la película como figurantes y destacan los personajes de Vicente, que lo interpreta Rosa María García y  Ramón Cruces a cargo de José Manuel Mansilla, que pronuncia varias frases que sin embargo han sido dobladas.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
El PP pide al presidente que olvide su ?sueño eterno? de ocupar las cajas
chevron_right
El entorno de Roca quería 18 millones de Ávila Rojas