Actualizado: 00:06 CET
Lunes, 23/04/2018

Ronda

Comienza la desoladora feria de mayo del PP

Los rondeños dan la espalda a las primeras horas de una feria que, pese a tener atractivos de tipo ganadero, es mucho menor y ha perdido todo su carácter lúdico en el recinto. El PP, muy crítico siempre que la Feria estuvo organizada por el PSOE, defiende ahora "el extraordinario" trabajo realizado

  • Una única carpa se ha instalado en un desértico recinto ferial

Se afanó el equipo de Gobierno en asegurar que la Feria no se suspendía y, este viernes, se convocó para mantener el discurso una inauguración como en los mejores tiempos. En presencia del diputado de turno (extrañamente vino el diputado de Urbanismo) y de la práctica totalidad del equipo de Gobierno, y sin presencia de ningún alto responsable de Agricultura o Ganadería de la Junta, el PP inauguró el evento. La muestra podría ser extraordinaria, sin dudas y sin desmerecer a quienes exponen sus animales en ella, de no ser por el precedente, por lo que hasta ahora ha significado la Feria de Mayo de Ronda.
«Hemos hecho un buen trabajo, y tenemos que sentirnos satisfechos», declaraba la alcaldesa; mismo guión en el caso de los concejales de Agricultura y Fiestas. En una radio local, el concejal de Desarrollo Rural, Jesús Vázquez, añadía para mayor gloria «es  un lujo estar aquí escuchando el canto de las gallinas», en relación a las decenas de jaulas que invaden casi la mitad de la única carpa instalada en la Feria.
Hubo paseo oficial entre los animales que ocupan el espacio, enorme en tamaño pero minúsculo para la inmensidad del recinto ferial, que ofrece una imagen casi desértica: «Las circunstancias son las que son, y no cabe duda que otro año será aún mejor», llegaba a admitir ante la prensa la alcaldesa de la ciudad.
Al final, porque el evento es más técnico que lúdico, durante el día de ayer el número de rondeños que acudió al recinto fue, sin dudas, infinitamente menor al de cualquier otro viernes de Feria de Mayo. El año pasado, sin ir más lejos, ante una feria donde hubo ciertamente menos visitas, el PP logró hacer llegar un mensaje cuando Fernández aún estaba en la oposición: «La feria ha sido un fracaso», se oyó y leyó en Ronda. Entonces se invirtieron 130.000 euros que mermaron el evento; este año, sólo se han destinado a la Feria 30.000 euros.
Con ese dinero, se ha montado la gran carpa del recinto ferial, donde estos días se exponen razas autóctonas de Andalucía, algunas en peligro de extinción como la vaca pajuna de Ronda, la oveja merina de Grazalema o la cabra payoya de Villaluenga. Hay una pequeña barra junto a los corrales de los animales y, en el exterior, algo de maquinaria (menos de la prevista inicialmente) y algunas atracciones de feria. El jueves, día del niño, apenas hubo pequeños en el recinto ferial.
«Es de agradecer que recuperemos esto para que no se pierda», llegó a afirmar el concejal de Agricultura, Manuel López, en otros tiempos un verdadero ariete en las críticas contra el gobierno del PSOE por su organización de esta muestra.
A lo largo del fin de semana, con la salvedad de las exhibiciones a cargo de alumnos de la escuela de equitación de la Real Maestranza de Caballería de Ronda, la Feria se traslada al centro de la ciudad, al Convento de Santo Domingo, abandonando aún más a su suerte el propio recinto ferial. Así, se celebrarán un desfile de modas o una exhibición de cortadores de jamón, que este año no puede ser concurso por la imposibilidad de hacer frente la organización a los premios. Aún así, participarán en la exhibición los ganadores de anteriores ediciones del concurso que, recientemente, ha sido elegido por la Asociación Nacional de Cortadores de Jamón como el mejor del país. Volverá a estar organizado por la Casa del Jamón de Ronda. En Santo Domingo también se celebra este domingo una muestra de vinos de la tierra. Y también fuera del propio recinto ferial se realizará también una versión de la Feria de la Tapa, en los propios bares. Según ha informado el Ayuntamiento, se han inscrito un total de diez bares y restaurantes; se entregarán siete premios: el primero, de 500 euros; el segundo, de 250; habrá cinco terceros premios de 100 euros.
Y ya en el propio recinto ferial Ángel Harillo, desde este domingo, en sus días habituales, entre el 20 y el 22 de mayo, tendrá lugar el tradicional y primigenio mercado de ganado.
La Feria de Mayo ya fue suspendida en el año 2010 por el entonces alcalde Antonio Marín Lara. El dinero que se iba a destinar a la muestra, entonces 250.000 euros, se destinó al primero de los planes de empleo locales. La oposición, liderada entonces por el PP, criticó duramente la medida por entender muy necesaria la celebración de la Feria. El PP lideró entonces la creación de una Feria paralela en la Almazara de Ronda que se convirtió en todo un acto de protesta contra el entonces equipo de Gobierno socialista.

COMENTARIOS

Andaluca Informacin