Actualizado: 21:15 CET
Viernes, 26/04/2019

Bruselas se pone seria

La Comisión Europea lanzó ayer un ultimátum contra España exigiéndole que resuelva los problemas de residuos industriales sólidos en el estuario de Huelva.

  • Las bolsas de fosfoyesos objeto de la reclamación europea
  • Lanza un ultimátum a España para que resuelva el problema de los residuos industriales en Huelva
  • Si en dos meses no se ha solucionado la situación, podrían llevar el caso al Tribunal de Luxemburgo
  • Antes del fin del plazo las administraciones tendrían que elaborar un plan viable para dar salida al conflicto
La Comisión Europea lanzó ayer un ultimátum contra España exigiéndole que resuelva los problemas de residuos industriales sólidos en el estuario de Huelva. Como consecuencia de una acumulación constante a lo largo de más de 40 años, se han vertido hasta la fecha más de 120 millones de toneladas de residuos, lo que vulnera la legislación medioambiental comunitaria, según denunció el Ejecutivo comunitario.

“La naturaleza no es un basurero y los Estados miembros deben gestionar los residuos que producen cada año de una manera respetuosa con el medio ambiente. No me gusta ver cómo se vierten residuos sin planes de eliminación adecuados e insto a España a poner orden rápidamente al respecto”, dijo el nuevo comisario de Medio Ambiente, Janez Potocnik, en un comunicado.

El ultimátum adopta la forma de un dictamen motivado, segunda fase de un procedimiento de infracción. Si en el plazo de dos meses no se ha resuelto la situación, el Ejecutivo comunitario podría llevar el caso ante el Tribunal de Justicia de Luxemburgo.

La Comisión considera que el hecho de que España haya permitido el almacenamiento de residuos industriales supone una infracción de la normativa medioambiental de la UE en materia de residuos, de prevención y control integrados de la contaminación y de vertido de residuos.

Por su parte, la ministra de Medio Ambiente, Rural y Marino (MARM), Elena Espinosa, señaló durante su visita a Isla Cristina de ayer que el trabajo realizado por las administraciones de forma conjunta con Fertiberia, empresa ubicada en el Polo Químico de Huelva y productora de ácido fosfórico, “es un ejemplo porque los ciudadanos pueden comprobar lo que había antes y lo que hay ahora”, a la par que aseguró que por el momento no puede pronunciarse sobre el ultimátum de la Comisión Europea (CE) contra España porque aún no ha recibido notificación oficial.

Por otro lado, el presidente de la Asociación Mesa de la Ría, José Pablo Vázquez, comentó que “el tiempo pone a cada uno en su lugar”. En este sentido, destacó que “en Europa no se van a contentar con la revegetación, quieren la restauración completa en la zona y los dos meses son para presentar el plan que lo ejecute”.

Fertiberia tilda de “confuso” el pronunciamiento europeo

El director Fertiberia en Huelva, Roberto Ibáñez, aseguró que el ultimátum lanzado por la Comisión Europea contra España exigiéndole que resuelva los problemas de residuos industriales sólidos en el estuario de Huelva supone “una presión” para la empresa, aunque tildó de “confuso” dicho pronunciamiento, del cual la compañía no ha tenido ninguna notificación oficial.

En declaraciones a Europa Press, Ibáñez se mostró “sorprendido” por el pronunciamiento de la Comisión Europea y lamentó este tipo de determinaciones porque suponen “una nueva preocupación e inquietud” para los trabajadores y la empresa, ya que son “nuevas incógnitas” para el horizonte de Fertiberia.

En este sentido, Ibáñez remarcó que este comunicado hace alusión al Estado español y por el momento la empresa “no ha tenido notificación”, a lo que añadió que Fertiberia sigue con sus objetivos puestos en el cese de los vertidos de fosfoyesos a finales de este año.

FIA-UGT ve “trasfondo político” en el ultimátum
El secretario general de la FIA-UGT en Huelva, Luciano Gómez, aseguró que el ultimátum de la Comisión Europea que exige a España que resuelva los problemas de residuos industriales sólidos en el estuario de Huelva, tiene “un trasfondo político” debido a que, a su juicio, “no se dan los mismos criterios para España que para otros países europeos que también vierten fosfoyesos”, como es el caso de Dinamarca, Polonia o Grecia.

En declaraciones a Europa Press, Gómez remarcó que estos países también producen ácido fosfórico pero la Comisión Europea “no tiene con ellos esta determinación”, por lo que para el ‘ugetista’ esta acción responde a “cuestiones políticas”.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
chevron_left
El Motril C.F. abre brecha con sus inmediatos perseguidores
chevron_right
Detenido en Motril un hombre tras ser sorprendido cuando daba una paliza a su pareja en plena calle