Actualizado: : CET
Miercoles, 25/04/2018
ESTÁS EN:
El viernes estuve tomando café con mi amigo Juanjo y me dio unos almanaques preciosos de bolsillo que incluían a personajes de Algeciras como “El Tommy”, “El chato y la bella”, “Juanillo el zambo”, “Canina”, “Pepe el oreja”, “Juan Tonga”, “Vicente el tonto”, Cagancha,, etc, etc,

Estos almanaques están hechos por el también buen amigo mío Juan Moya. No tienen desperdicio. Son una parte de la historia de Algeciras. Algunos de estos personajes los he conocido personalmente, otros me han contado de su existencia, pero que duda cabe, que forman parte de una Algeciras que el viento se llevó y que mi amigo Juan Moya se encarga de que permanezcan en nuestra memoria.

Pero es que Juan Moya no sólo hace estos almanaques sino que cualquier acto cultura, institucional ó de interés , allí está Juan con su cámara y recoge cientos de fotografía que después serán historia.

Así lo ha venido haciendo toda su vida y recogiendo fotografías y libros de la Algeciras antigua por lo que posee una colección de indudable valor sentimental de nuestro pueblo. Es una parte de nuestra historia recogida en imágenes.

Ahora con las redes sociales, tengo el placer de seguirle en Facebook con sus fotografías de la Historia de Algeciras en imágenes. Juan aporta a este grupo muchísimas fotografías que enriquecen nuestro patrimonio. Cualquier consulta, cualquier fotografía de interés que uno necesita, se le pide a Juan Moya y él las tiene. Juan es una auténtica biblioteca fotográfica de Algeciras y sus gentes.

Me han dicho que el Ateneo de Algeciras le va a dar un homenaje por esta labor callada y preciosa que hace. Yo quiero con este artículo, ofrecerle también nuestro homenaje a una persona que siempre está ahí. Que es un apoyo indudable al mundo de la Cultura y que, ahora, con las redes sociales, su labor es mucho más amplia porque permite que cualquier ciudadano interesado en la historia de nuestra ciudad, pueda acceder a increíbles fotografías de esa Algeciras pequeñita y extraordinaria que el viento de levante ya se llevó pero que gracias a

Juan, tenemos constancia de la misma.

Por supuesto que me sumaré al homenaje del Ateneo y sirvan estas letras también para agradecerle públicamente su trabajo a favor de nuestra Algeciras.

Gracia Juan Moya.

COMENTARIOS