Quantcast
El tiempo en: Andalucía
13/06/2021

Mundo

El Supremo suspende decretos de Bolsonaro que flexibilizan la compra de armas

La magistrada Rosa Weber, una de los once integrantes de la máxima corte de justicia brasileña, dejó sin efecto algunos fragmentos de cuatro decretos

Publicidad Ai Publicidad Ai
  • Jair Bolsonaro.

Una jueza del Tribunal Supremo de Brasil suspendió este lunes una serie de decretos dictados por el presidente del país, Jair Bolsonaro, que permitían la flexibilización de la compra y uso de armas, y que iban a entrar en vigor.

La magistrada Rosa Weber, una de los once integrantes de la máxima corte de justicia brasileña, dejó sin efecto algunos fragmentos de cuatro decretos aprobados por el mandatario ultraderechista el pasado mes de febrero para ampliar el acceso a las armas en Brasil.

Entre otros aspectos, la decisión de Weber suspende uno de los decretos que permitía aumentar de cuatro a seis el número máximo de armas de fuego para defensa personal en posesión de cada persona, siempre y cuando obtenga los requisitos necesarios para la obtención del Certificado de Registro de Armas de Fuego.


También canceló temporalmente la norma que ampliaba notablemente el límite de adquisición de armas y munición por parte de los cazadores, tiradores y coleccionistas, entre otros puntos.

La medida adoptada por Rosa Weber de forma cautelar se produjo horas antes de que los decretos entraran en vigor y deberá ser ahora analizada por el pleno del Tribunal Supremo.

La flexibilización del porte y adquisición de armas es una de las promesas que hizo en campaña electoral Bolsonaro, un nostálgico de las dictaduras militares de derechas que imperaron en Latinoamérica durante el siglo pasado cuyo modelo armamentístico es Estados Unidos.

Desde que asumió el poder en enero de 2019, Bolsonaro, capitán del Ejército en la reserva, ha impulsado varias medidas para promover la "autodefensa" de la sociedad.

A pesar de que muchas de esas iniciativas han sido rebajadas o incluso tumbadas por los poderes legislativo y judicial, el registro de armas de fuego se ha triplicado en Brasil entre 2018 y 2020.

Solo en 2020, en plena pandemia del coronavirus, las ventas de armas crecieron en el país un 90 %, según anunció el propio Bolsonaro.

COMENTARIOS