Actualizado: 14:09 CET
Jueves, 04/06/2020

Mundo

Boris Johnson: La crisis "empeorará" antes de empezar a mejorar

El primer ministro británico envía una carta a todos los hogares del país en el que lo advierte y no descarta ahora endurecer las medidas de confinamiento

  • Boris Johson.

El primer ministro británico, Boris  Johnson, ha advertido de que la crisis de la COVID-19 "empeorará antes de empezar a mejorar" en el Reino Unido, mediante una carta enviada a todos los hogares del país, cuyo contenido difunden este domingo los medios locales.

En la misiva, el jefe del Ejecutivo, que está confinado en su despacho de Downing Street, afectado con coronavirus, advierte de que el Gobierno podría imponer medidas de confinamiento más estrictas a fin de combatir el brote.

"No dudaremos en ir más lejos (en las medidas de confinamiento) si así lo indica la postura médica y científica. Sabemos que las cosas empeorarán antes de empezar a mejorar", alerta Johnson en su mensaje a los ciudadanos.

El "premier" se encuentra auto aislado en su residencia oficial con "síntomas leves" de la enfermedad, después de haber dado el pasado viernes positivo.

El líder conservador ha señalado a los ciudadanos que cuanto más se adhieran a las reglas "la vida volverá antes a la normalidad".

"Estamos poniendo en práctica las preparativos adecuados y cuanto más todos cumplamos las reglas, menos vidas se perderán y antes la vida volverá a la normalidad", dijo.

El mensaje llegará a sus destinatarios en un momento en que el número de fallecidos por el virus alcanzó en el Reino Unido 1.019 -una subida de 260 en 24 horas- y se han identificado 17.089 afectados en este país.

Los expertos han alertado de que esperan que continúen creciendo el número de muertos y de infectados durante las próximas dos o tres semanas antes de que se empiecen a notar los efectos de las medidas de distancia social y confinamiento.

El primer ministro también se refiere a la pandemia como un "momento de emergencia nacional" y reconoce que la crisis tendrá un impacto económico en todas familias, si bien añade que el Gobierno ayudará en lo que pueda en este sentido.

También agradece el trabajo de los médicos, enfermeras y otros trabajadores cruciales en la crisis así como el de cientos de miles de ciudadanos que se han prestado voluntarios para ayudar a los más vulnerables.

El folleto incluye además pautas sobre cómo lavarse las manos de manera adecuada, una explicación de los síntomas del coronavirus y recuerda las reglas impuestas sobre confinamiento y distancia social.

Por su parte, un experto del Imperial College de Londres, Neil Ferguson, opinó en declaraciones difundidas hoy en el dominical "The Sunday Times" que será necesario mantener las medidas impuestas por el Ejecutivo "durante un periodo significativo de tiempo, probablemente hasta finales de mayo o principios de junio".

El Gobierno decretó el pasado lunes el confinamiento obligatorio en casa para todos los ciudadanos salvo en casos excepcionales, aunque la policía solo recibió por ley los poderes necesarios para hacer cumplir la medida el jueves.

El protocolo contempla que los agentes adviertan en primer lugar a quienes estén en la calle sin un motivo justificado de que deben regresar a casa, aunque se prevén multas y arrestos en caso de no obedecer.

La policía puede sancionar con 60 libras a quienes se salten el confinamiento (67 euros), una multa que quedará reducida a 30 libras (33 euros) si se abona antes de dos semanas.

Sí se permite salir a hacer ejercicio una vez al día siempre que se respete una distancia de dos metros con otras personas, y los parques continúan abiertos.

El ministro de Empresas del Reino Unido, Alok Sharma, anunció ayer nuevas medidas destinadas a ayudar a aquellas empresas que se han visto afectadas por la crisis, introduciendo modificaciones en el sistema de insolvencia actual.

Previamente, el Ejecutivo también habían detallado medidas para ayudar a los asalariados en riesgo de ser despedidos y a los trabajadores autónomos. 

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Tensión en Italia: ciudadanos llaman a rebelarse
chevron_right
La CE contempla "todas las opciones" contra el impacto económico