Actualizado: 17:26 CET
Miercoles, 26/06/2019

Mundo

26.000 desplazados en Al Hudeida 6 meses después del alto el fuego

Desde la firma del acuerdo entre los rebeldes hutíes y el Gobierno yemení el 13 de diciembre de 2018

  • Ataque en Yemen

Más de 26.000 personas se han visto desplazadas de la provincia de Al Hudeida durante los seis meses posteriores a la firma del acuerdo de Estocolmo, en el que las partes en conflicto en el Yemen llegaron a un acuerdo para un alto el fuego, informó hoy la ONG Consejo Noruego de Refugiados (NRC). 

Desde la firma del acuerdo entre los rebeldes hutíes y el Gobierno yemení el 13 de diciembre de 2018, la ONG ha registrado que en Al Hudeida "más de 26.000 personas se han quedado sin hogar" . 

En los primeros cinco meses desde esa firma, se han documentado alrededor de 500 muertes en todo el Yemen, según NRC, que agregó que en Al Hudeida, a pesar de que haya bajado la cifra de víctimas mortales, "se sigue registrando la tasa más alta del país", es decir, "una cuarta parte de las víctimas civiles" en el Yemen.


"Se ha multiplicado por tres el número de civiles muertos o heridos por armas de fuego ligeras en los cinco meses posteriores al alto en el fuego respecto al mismo periodo anterior", aseguró la ONG en un comunicado. 

Y detalló que si en los cinco meses anteriores a la firma, 34 niños fueron heridos o murieron por las minas terrestres, durante los cinco meses posteriores al pacto "se ha duplicado a 80". 

"El Acuerdo de Estocolmo no es más que tinta en papel si las partes en conflicto y sus patrocinadores no actúan ahora", advirtió Mohamed Abdi, director para el Yemen del NRC.

"Deben ayudar a aumentar el movimiento de mercancías desde el puerto de Al Hudeida a todo el país para aliviar el sufrimiento de los civiles y compartir los ingresos de los puertos para pagar los salarios de los maestros, trabajadores sanitarios y funcionarios públicos para reforzar la economía en crisis del Yemen", aseveró.

Desde que los rebeldes hutíes se retiraron unilateralmente el mes pasado del puerto de Al Hudeida, además de otros dos en el mar Rojo por mediación de la ONU, gesto que no gustó al Gobierno yemení, no se ha avanzado en la implementación del acuerdo firmado en Suecia sobre el enclave vital controlado por los hutíes y cercado por las fuerzas gubernamentales.

El pasado 24 de mayo, el presidente del Gobierno yemení reconocido internacionalmente, Abdo Rabu Mansur Hadi, se quejó al secretario general de la ONU, António Guterres, por la misión de su enviado especial para este país, Martin Griffiths, a quien acusó de posicionarse a favor de los rebeldes.

El conflicto del Yemen comenzó a finales de 2014, cuando los hutíes, respaldados por Irán, ocuparon Saná y otras provincias del país y desalojaron del poder a Hadi.

La crisis se intensificó hasta convertirse en un conflicto internacional cuando en marzo de 2015 Arabia Saudí se involucró en la guerra al frente de una coalición de países árabes, entre ellos Emiratos Árabes Unidos, en favor de Hadi. 

La ONU ha reiterado que la del Yemen es la mayor crisis humanitaria del planeta, y que un 75% de sus 30 millones de habitantes depende de la asistencia humanitaria para sobrevivir. 

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Rohaní: Europa no ha tomado "ninguna acción seria" frente a EEUU
chevron_right
Quedan 89 reos "políticos" en cárceles de Nicaragua