Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Jueves 23/09/2021

Mundo

La erupción está a 150 metros de profundidad y crece el riesgo de explosividad

Se ha detectado un foco eruptivo a unos 2.400 metros de la costa, que produce burbujeo en la superficie y hace que emerjan piroclastos humeantes.

Publicidad Ai
  • Restos de magma en superficie.
La erupción submarina que comenzó el pasado lunes al sur de El Hierro está ya a menos de 150 metros de profundidad, por lo que crecen las probabilidades de que se produzcan fenómenos explosivos, pero no comporta riesgo para la población una vez que se ha evacuado el pueblo de La Restinga.

El director general de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias, Juan Santana, ha proporcionado ests sábado esta información, que ha llevado a las autoridades a subir un nivel más la alerta volcánica, que ya está en fase de emergencia 1.

Santana ha explicado que se ha detectado un foco eruptivo a unos 2.400 metros de la costa, que produce burbujeo en la superficie y hace que emerjan piroclastos humeantes (restos de magma), lo que hace suponer que el "edifico volcánico" ha crecido bajo el agua y ahora se encuentra a menos de 150 metros de profundidad.

"Ya no hay duda, hay un volcán ahí abajo"

El presidente del Cabildo de El Hierro, Alpidio Armas, ha reconocido que la aparición de restos de magma humeantes flotando en el mar frente a la costa de La Restinga demuestra ya "sin dudas" que "hay un volcán ahí debajo".

"Ya no hay ninguna duda, no hace falta hacer más pruebas ni más especulaciones de si son solo gases o ha salido también lava, ahora sabemos que hay un volcán ahí debajo, a dos kilómetros y medio. Pero, a esa distancia de tierra y a esa profundidad, no reviste peligro", ha señalado el presidente de El Cabildo de El Hierro.

Armas ha hecho estas declaraciones después de que el Plan de Protección Civil por Riesgo Volcánico de Canarias (Pevolca) decidiera ampliar el perímetro de seguridad en torno a La Restinga y ordenara que abandonaran el pueblo los vecinos que habían regresado a sus casas por unos minutos para recoger sus enseres.

La aparición de estos restos de erupción volcánica (piroclastos), que se suma a las manchas que desde el miércoles se perciben en el mar, ha llevado además a tomar otras medidas de precaución: prohibir los vuelos en helicóptero sobre la zona y ordenar al barco de investigación científica que se dirigía a ese lugar que regresara a tierra.

Alpidio Armas puso en duda el pasado miércoles la orden del Gobierno canario de desalojar la población de La Restinga (unos 550 habitantes), por considerar que no era necesaria.

En cambio, este sábado ha reconocido que, dado que "se sabe de manera fehaciente que hay una erupción" y se desconoce cómo va a evolucionar, resulta "procedente" que se prohíba a los vecinos estar en La Restinga.

COMENTARIOS