Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Jueves 28/10/2021

Marbella

Marbella remitirá un informe del evento con Kiko Rivera y Omar Montes en La Cañada

El evento "no estaba ni comunicado ni autorizado" y ha añadido que existió "una mala planificación" y que se "desbordaron las previsiones"

Publicidad Ai
Publicidad Ai Publicidad Ai
Cargando el reproductor....

El Ayuntamiento de Marbella remitirá a la Junta de Andalucía, que estudiará la posible sanción, el informe de la Policía Local tras el desalojo el pasado sábado de un acto en el centro comercial de La Cañada por la aglomeración que se produjo ante la presencia de Kiko Rivera y Omar Montes, entre otros.

El concejal de Seguridad Ciudadana, José Eduardo Díaz, ha señalado este lunes que el evento "no estaba ni comunicado ni autorizado" y ha añadido que existió "una mala planificación" y que se "desbordaron las previsiones".



El edil ha explicado que fue tras "una llamada y denuncia" a la sala del 092 cuando la Policía Local actuó y advirtió también a la Policía Nacional de lo que estaba ocurriendo.

Según ha detallado, se procedió a "identificar" a los organizadores del acto festivo, la empresa Platea Galia, y a los responsables del recinto, el centro comercial La Cañada.

"Ante la aglomeración de personas, se decidió anular el evento", ha reconocido y se realizó el "desalojo y la dispersión de las personas congregadas".

A partir de ahí, se ha elaborado un informe que se enviará a la Delegación del Gobierno de la Junta en Málaga, en concreto al área de Sanidad, que "instruye" las posibles sanciones ante incumplimiento de las normas anti-covid.

El concejal ha mostrado su "preocupación" por la imagen de Marbella y ha añadido que cualquier evento en la ciudad "tiene gran repercusión", por lo que el Ayuntamiento hace un "importantísimo esfuerzo policial".

La actividad objeto de polémica tuvo lugar el pasado sábado por la tarde con la presencia de los televisivos Kiko Rivera, Omar Montes y Luis Rollán, disfrazados de Reyes Magos, en el centro comercial de La Cañada

La aglomeración de personas generó gran indignación en las redes sociales, por las que se distribuyeron rápidamente fotografías y vídeos.

TE RECOMENDAMOS