Málaga

Cassá y De la Torre escenifican un acuerdo que no convence a la oposición ni a Cs

El ex edil de Cs, ahora no adscrito, apoyará “explícitamente al equipo de gobierno, tanto con su asistencia y voto en plenos como en comisiones”

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Cargando el reproductor....
  • Para la portavoz naranja, Noelia Losada, el acuerdo “es humo” y reitera que no cogobernarán con un “tránsfuga” en Málaga
  • El PSOE considera que se ha "normalizado el sinvergonzonerío en uno de los consistorios más importantes”
  • Para la coalición entre Izquierda unida y Podemos es una “vergüenza que las voluntades políticas de Cassá sean compradas por el alcalde”

Vía libre para los presupuestos de 2021, y los siguientes, y para todo lo demás es lo que puede tener para los próximos dos años el alcalde Francisco de la Torre y el equipo de gobierno de su partido , el PP, tras el acuerdo presentado ayer por el regidor y por el edil no adscrito y ex de Ciudadanos Juan Cassá, claro está, si a este último, no le da por volver al comportamiento díscolo en comisiones de gobierno, como en los últimos tiempos cuando no votó a favor delos intereses del PP+Cs.

Y esa es la clave, que Noelia Losada, edil delegada de Cultura y Deportes por la formación naranja, también asegura el pacto de gobierno que desde mayo del pasado año es a tres bandas, pese a que siga llamando a Cassá “tránsfuga”.

En resumen, en lo que a la escenificación realizada por el exedil naranja y el alcalde se refiere, aquél ahora se compromete de nuevo a apoyar las iniciativas del equipo de gobierno, en un acuerdo de estabilidad en el que el PP acepta “mantener un cauce fluido de comunicación” con Cassá que permita a éste “disponer de información actualizada de forma continua acerca de todas las decisiones y proyectos municipales”. Por su parte, el no adscrito se compromete a “apoyar explícitamente al equipo de gobierno, tanto con su asistencia y voto en plenos, comisiones y cualquier otro órgano municipal en el que tiene representación, en el mismo sentido que el voto expresado por del alcalde, Francisco de la Torre, y el resto de ediles del PP”, según recoge el acuerdo. “En todo lo no recogido en este documento, será de aplicación el acuerdo de los grupos municipales PP y Ciudadanos para gobernar Málaga en coalición hasta el final del mandato en 2023, acuerdo en el que Cassá estaba incluido hasta su paso a la condición de no adscrito”, añade el documento del acuerdo de estabilidad.

Tanto De la Torre como Cassá, que ha reconocido que ha partido de él la idea de esta puesta en escena, han valorado el acuerdo, del que el alcalde se ha mostrado “satisfecho”, ya que “responde a esos objetivos e inquietud que garantiza estabilidad en el gobierno municipal”. “Tranquilidad en cuanto a la estabilidad y seguridad de que se van a ir desarrollando los objetivos de gobierno”, es el resumen que ha hecho el regidor del PP en relación con el acuerdo.

Pero ¿qué dice la oposición? Y sobre todo, ¿qué postura mantiene Losada? La portavoz de Cs tachó el acuerdo de “puro humo” y defendió que el acuerdo de cogobierno del PP y Cs es “intocable” y “completamente independiente al acuerdo que quiera mantener el alcalde con un tercero”. Losada señaló que es “puro humo, en primer lugar, porque el concejal tránsfuga ha demostrado en este periodo que no le mueve ni el trabajo ni el interés general de Málaga”, y en segundo lugar, que la firma de Cassá “no vale nada”.

Claro que también ha entrado en valoraciones y disquisiciones la oposición. El portavoz municipal socialista, Daniel Pérez, ha criticado que el acuerdo “certifica el transfuguismo en el Ayuntamiento de Málaga y ha normalizado el sinvergonzonerío en uno de los consistorios más importantes de nuestro país”. Así lo ha manifestado Pérez tras la rueda de prensa en la que De la Torre y Juan Cassá “han presentado el pacto de la vergüenza”, un acuerdo “en el que se ha comprado la voluntad de un concejal de nuestro Ayuntamiento, porque según el propio documento el concejal tránsfuga votará a todo lo que le diga el alcalde y el PP”. Pérez ha advertido de que “este acuerdo de la vergüenza no nos va a salir gratis a los ciudadanos, vamos a decir las cosas claras” y ha anunciado que lo va a elevar a la Comisión del Pacto Nacional Antitransfuguismo.

Del mismo modo, han cargado contra este ‘nuevo’ acuerdo anunciado a bombo y platillo la portavoz de la confluencia de Izquierda Unida y Podemos en el Ayuntamiento de Málaga, Paqui Macías, que ha tachado de “vergüenza” que “las voluntades políticas de Juan Cassá sean compradas por el alcalde de esta ciudad”. “El alcalde acaba de anunciar que ha pactado con Cassá para que este vote favorablemente a todo lo que traiga el PP”, ha criticado Macías, al tiempo que ha dicho que se desconoce “cuál es realmente el pacto y cuánto le va a costar a la ciudadanía malagueña que Cassá vote a todo lo que proponga el PP y el alcalde que sí”.

 

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN