Actualizado: 21:26 CET
Jueves, 06/08/2020

Málaga

Desaparece en juzgado la denuncia de caducidad de obras en Arraijanal

La asociación Ciriana acude al Consejo General del Poder Judicial al no tener noticias sobre su denuncia de caducidad presentada hace seis meses

Las obras paralizadas.

1

Panorámica de las obras.

2

Estado de las obras.

3

Demanda de caducidad de la licencia.

4

Vallado para una obra paralizada.

5

El valor de una playa virgen

6

Espacio natural

7

Un espacio inundable.

8
  • La demanda interpuesta en enero de este año pedía al Ayuntamiento de Málaga la revocación de la cesión de Arraijanal para su recuperación pública
  • El CGPJ recibe la “queja por deficiencias en el Juzgado Decano de Málaga” y la traslada al letrado de Málaga para que tome las medidas necesarias

Las obras de la Academia del Málaga CF y su paralización continúan rodeados de sombras. La Asociación Ciriana ha denunciado la pérdida por parte de los juzgados malagueños de la demanda presentada en su día por diversos colectivos en la que se reclamaba la caducidad de la licencia de la obra. En la demanda interpuesta en enero de este mismo año, se pedía al Ayuntamiento de Málaga la revocación de la cesión de Arraijanal para su recuperación pública, según indicaron desde el colectivo ecologista a Viva Málaga.

Así, el 13 de enero de 2020, la Asociación Ciriana interpuso una demanda dirigida al juzgado de lo Contencioso Administrativo en la que solicitaba la caducidad de las licencias de obras de la Academia de Fútbol de la Fundación del Málaga CF, pero, seis meses después y “tras la consulta de esta asociación preservadora de la naturaleza, el Juzgado de Málaga no presenta “registrada la demanda”. Este hecho ha motivado que Ciriana haya presentado una queja ante el Consejo General del Poder Judicial en la que se reclamaba “una actuación rápida para su solución”, que ha tenido como consecuencia la designación del letrado del Juzgado de Málaga para que lleve a cabo la investigación de lo sucedido y la depuración de responsabilidades.

En la demanda extraviada, que, según destacaron desde Ciriana, se ha vuelto a registrar este pasado mes de junio (el día 16), este colectivo exige “la extinción de la licencia de obras por caducidad y por incumplimientos graves del Pliego de Condiciones, la revocación de la cesión de suelo de titularidad municipal y la reversión al estado original”. Un requerimiento que se ha registrado “tras no recibir respuesta al  recurso de reposición solicitando apertura de expediente de caducidad de licencia de obras dirigido al Ayuntamiento de Málaga y a la Junta de Andalucía en octubre de 2019”.

Según Ciriana, “este funcionamiento anormal de la administración tendrá consecuencias”, ya que la demora “podría favorecer la continuidad de las obras en Arraijanal”. Además, consideran que “el extravío de la documentación supone una negligencia del juzgado que quebranta el derecho de la ciudadanía de defender”, en este caso, el patrimonio natural e histórico.

Una obra interminable

Desde el colectivo conservacionista denunciante se ha recordado que la Fundación del Málaga CF, promotora de la construcción en el Arraijanal,  “se encuentra en estado de quiebra e intervención judicial”, algo que supone “una vulneración de la Normativa Europea sobre la adjudicación de los contratos públicos de obras, de suministro y de servicios”. Recuerdan que “esta normativa ya amparó la sentencia firme del TSJA de revocación a la cesión pública del puerto deportivo la Bajadilla de Marbella, también de una sociedad de a Al Thani”. Asimismo, insistieron en que “la hija del máximo accionista del Málaga  CF desvió más de un millón de euros de las cuentas de la fundación social para su uso personal, según recoge el informe de la policía judicial”. 


Con todo ello, la Asociación Ciriana expone “otras irregularidades” en cuanto a los daños al suelo de Arraijanal, ya que contiene Hábitats de Interés Comunitarios y yacimientos arqueológicos de origen fenicio y romano, hasta el punto de que denuncian “la falta” de Estudio de Impacto Medio Ambiental según establece la GICA. Además, han aprovechado para recordar que “la zona tiene peligro de inundabilidad, fuerte regresión marina y forma parte de servidumbre aeronáutica, ecológica e histórica”.

De fondo, dos años de abandono de unas obras que pueden significar “la destrucción de la última playa virgen del litoral malagueño”.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai
chevron_left
El brote de Cruz Roja suma 108 contagiados y once días sin controlar
chevron_right
El alcalde dice que el brote ha afectado a la imagen de Málaga