Actualizado: 13:04 CET
Miercoles, 18/09/2019

Málaga

Dieciséis detenidos y 2.400 kg de hachís intervenidos a una banda

La organización desarticulada se dedicada a la distribución de grandes cantidades de droga desde la provincia de Málaga hasta Madrid y Francia

Operación 'Mayis'.

1

Operación 'Mayis'.

2

Operación 'Mayis'.

3

Operación 'Mayis'.

4

Operación 'Mayis'.

5
  • En uno de los operativos contra este grupo falleció un guardia civil el pasado 30 de mayo en Algeciras

Una organización delictiva dedicada a la distribución de grandes cantidades de droga desde la provincia de Málaga hasta Madrid y las localidades francesas de Marsella y Perpiñán ha sido desmantelada por la Guardia Civil, en una operación que ha culminado con dieciséis detenidos y la intervención de 2.401 kilogramos de hachís.

En el marco de la Operación Mayis, en colaboración con la policía nacional francesa, también se investiga a una persona más, se ha activado una orden europea de detención sobre un huido y se han intervenido, además, nueve kilos de marihuana y dos armas de fuego, según ha informado la Guardia Civil este viernes en un comunicado.

 

Espacio reservado al reproductor de vídeo


En uno de los operativos contra este grupo falleció el guardia civil Fermín Cabeza el pasado 30 de mayo en Algeciras (Cádiz) y a los detenidos, de nacionalidades francesa y española, se les acusa de los delitos de tráfico de drogas, pertenencia a organización criminal y blanqueo de capitales.

Los traficantes contaban con dos bases operativas en España, en los municipios malagueños de Marbella y Benalmádena, y otras dos en Francia, en Perpiñán y Marsella, en cuyos registros se han intervenido -además de las drogas y las armas de fuego- diecisiete vehículos, 17.940 euros en efectivo y diverso material para la distribución de la droga.

La organización depositaba la droga en viviendas, garajes y trasteros de alquiler en varias localidades de Málaga, desde donde iniciaban el transporte de noche hasta los lugares de destino mediante el uso de vehículos de alta gama que atravesaban la península a gran velocidad.

Para ello, usaban vehículos con matrículas francesas dobladas y, gracias a la cooperación con la Oficina Central para Represión del Tráfico Ilícito de Estupefacientes (Ocrtis) de Marsella, la Guardia Civil tuvo conocimiento de que este grupo ya estaba siendo investigado en Francia, donde les habían intervenido 150 kilos de hachís.

A partir de entonces, ambas investigaciones se coordinaron y se centraron sobre los miembros asentados en Málaga, que se dedicaban a suministrar sustancias estupefacientes, principalmente hachís y marihuana, a otros grupos de la provincia y al transporte de la droga hasta Francia y su distribución allí, según corroboraron los agentes.

Este grupo de narcotraficantes era considerado por la Guardia Civil como "muy peligroso", ya que no dudaba en actuar con gran violencia hasta el punto de, en dos ocasiones, arremeter contras los vehículos policiales al verse interceptados por los agentes.

El pasado 30 de mayo, un vehículo de la organización que llevaba 210 kilos de hachís emprendió una violenta fuga en la que se produjo el fallecimiento del guardia civil Fermín Cabeza en Algeciras y tres miembros de la organización fueron detenidos por estos hechos.

La Policía Judicial de Francia localizó en abril a varios vehículos de esta organización en la localidad de Sigean, donde -al verse perseguidos- embistieron la furgoneta policial con un todoterreno de gran potencia, en el que transportaban 720 kilos de hachís, e hirieron a dos agentes.

La investigación está dirigida por el Juzgado de Instrucción Número Cinco de Torremolinos (Málaga) y por el Tribunal de Gran Instancia de Marsella (Francia). 

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Un menor dispara con una escopeta de balines a niños en Málaga
chevron_right
Detenido por robar aparatos tecnológicos de un furgón de reparto