Actualizado: 14:07 CET
Martes, 26/03/2019

Málaga

Noche de nervios donde se decidió el paso a semifinales

El Carnaval de Málaga cierra las preliminares y clasifica un cuarteto, 12 comparsas y 13 murgas para jugarse el pase a la final

Cargando el reproductor....

La última noche de preliminares se inicia con la agrupación gaditana de San Roque Perdóname Señor. Desde Rumania se presenta esta murga tocando el acordeón, mendigando alegría. Que bien suena este grupo como se puede comprobar en los primeros compases de la presentación.

Preciosos pasodobles al más puro 3X4, con un trio chirigotero que le da un precioso giro en su melodía. Piropo a Málaga en forma de disculpa por su ausencia el año pasado año pasado y a los donantes de sangre, ambos muy aplaudidos.

Tanda de cuplés engarzados con la misma temática al alumbrado de calle Larios desvelando su experiencia en la misma que finiquitan con un estribillo puntero: “Si os a gustao nuestra canción/y una limosna le pido yo/

por casualidad no tendría suelto ni una peseta/no se preocupe usted/que tengo pa tarjeta”

Se despiden con un popurrí divertido y bien afinado que ilustran con algunas coreografías. Muy buena actuación que el público agradece para despedirles en pie entre aplausos.

También de Cádiz, esta vez, desde La Línea de la Concepción, se presenta la comparsa Director, que a buen seguro deseará mejorar su participación del concurso pasado. Cantan sus pasodoble, cuplés y aún no encuentro la relación del nombre con el tipo ni el personaje, ni el estribillo tampoco nos desvela este enigma. “Quizás de comparsa muerta, de ahí el cofre”. Finalizan con el popurrí en el que solo sabemos que “el de Camela”, es el director. ¡Ojo! qué amenazan con volver. Málaga es respetuosa y les despide con aplauso.

Es el turno de la murga de Tarifa (Cádiz) Bienvenidos a pensión Transilvania, lugar de descanso para monstruos y suegras. Misteriosa y terrorífica presentación, que escenifican estos personajes míticos que conviven en familia en un oscuro castillo. Pasodobles a la costa de Málaga y al desastre de Tolalán, entre sus letras, armonizados con una música viñera muy bien ejecutada. Cuplés muy simpáticos rematados con un estribillo cortito y gracioso: “Como yo soy un monstruo/asusto to lo que veo/igual que tú/que eres muy feo”.

Durante el popurrí van presentando a los diferentes personajes, pudiendo comprobar la presencia entre otros de: Drácula, Frankenstein, Igor, momias, hombre lobo, etc. Muy buena interpretación con excelentes cuartetas que consiguen las carcajadas del respetable. El público les despide con un fuerte aplauso y en pie.

Tras el descanso, y desde Roquetas de Mar (Almería), comienza la murga Toy tieso. Caracterizan a esos Playmobil que jamás se fabricaron. Agrupación que cuida mucho la afinación, casi tanto o más que la gracia.

Tanda de pasodobles con mensaje en los que el autor tira de pluma para tocar la fibra con temas más propios de comparsa, (me encanta); al Alzheimer y a los pequeños con padres separados.

Cuplés graciosos con estribillo muy pegadizo y fácil de corear. Se despiden con un popurrí dinámico bien cantado, pero algo falto de humor. Bello final que es aplaudido por todos los presentes.

De nuevo Cádiz está presente con la comparsa de Algeciras Los perdidos. Recordamos la presencia del año anterior con Los comandantes. Es un grupo con buenas voces y con años de experiencia que se hace notar sobre las tablas. Muy buena presentación de unos piratas náufragos donde el autor plasma  la soledad con una hermosa metáfora y una preciosa escenificación.

Pluma fina en sus pasodobles, homenaje y reivindicativo para presentarnos su nueva componente, que desde que Jesús Bienvenido incorporarse a una mujer en una agrupación de hombres, ha dejado de ser noticia, siendo numerosos los grupos que incorporan una voz femenina para realizar los contraltos: “Una mujer tiene derecho de subirse aquí… para cantar, expresar y sentir/Los mismos sentimientos que un hombre cualquiera/Que una mujer… en carnaval no es solo un maniquí/Para regalarle flores… Vestida de piconera”. El segundo de sus pasodobles reza para el viudo que rehace su vida. Ambos muy aplaudidos.

Cuplés cómicos y hermoso estribillo que sacan la sonrisa a los presentes: “Por querer ser más que nadie… mira en que me he convertío//soy el dueño de la nada cuando todo lo he tenío/el mar me quitó mis riquezas mi barco mi gente mi sombra mi fuerza/mi tierra y mi suerte pero yo verte nunca me he rendío/mientras recuerde tus besos… todavía no estoy perdío… todavía no estoy perdió”.

.Finiquitan la actuación con una bella historia que desarrolla la propuesta de esta comparsa que poco a poco se ha ido ganando el calor del público Que los despide con una gran ovación.

Toca fin de fiesta, a tan solo veinte minutos de finalizar la fase de preliminar, se abre por última vez el telón de este teatro para la comparsa de Málaga Duérmete niña. Hipnosis en su presentación, que interpretan maravillosamente desvelando la propuesta. Nostálgico pasodoble en agradecimiento al teatro Alameda, en el primero, y original interpretación en el segundo, en el que el director, decide ir incorporando voces y componentes para su realización. Muy aplaudidos. El toque de humor lo ponen los cuplés que finalizan con un bello estribillo: “Yo venía a hipnotizarte y me miraste a los ojitos/ahora no puedo escaparme y es mi rincón favorito/vine a colarme en tu mente pa que sirviera de puente/ y tocar tu corazón/pero una simple mirada te bastó/para quedarnos dormidos en esos sueños que compartimos/y solo hay ojos y solo hay ojos/solo hay ojos para los dos”

Acaban el repertorio, popurrí, jornada y fase para llevarse un caluroso aplauso y con la vista puesta en el siempre deseado Cervantes.

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Lo pillan intentando robar gasoil en su antigua empresa
chevron_right
El Cervantes ya espera a las agrupaciones en semifinales

¿Cansando de leer noticias?

Andalucía Información pone a disposición de sus lectores un servicio gratuito de lectura dictada. Entra en cualquier noticia y pincha sobre el botón rojo que hay debajo de la foto.