Actualizado: 21:37 CET
Viernes, 22/02/2019
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Málaga

Málaga se disfraza al compás de tres por cuatro

Arrancan las preliminares del Concurso de Agrupaciones del Carnaval de la Costa del Sol

Cargando el reproductor....

Comienza el Concurso de Agrupaciones del Carnaval de la Costa del Sol en el novel teatro de la Escuela Superior de Arte Dramático de Málaga.

Como no podía ser de otra manera, se abre el telón para recibir a la Murga infantil de nuestra capital. Nos vamos de campamento y mis padres locos de contento. Bajo la dirección de Ana Belén Rodríguez y autoría de Alberto Salas y Fernando Puertas.

Bonita escenificación de los más pequeños de la casa, que con mochila sobre los hombros nos narran sus vacaciones en un campamento mientras sus padres “Los extrañan, desde Punta Cana”. Simpática actuación, que nos garantiza un futuro bastante prometedor en nuestra fiesta. Pasodobles muy bien afinados y vocalizados con la dificultad que entraña a estas edades. Entre sus letras, le cantan a los abuelo, su afición por el carnaval, arrancando los primeros oles del respetable. Buena tanda de cuplés que rematan con un pegadizo estribillo. Ponen fin a su actuación con un popurrí bastante dinámico y divertido consiguiendo así levantar al patio de butacas.

Ahora sí, y tras despedir a esta simpática Murga, comienza el concurso ‘de verdad’. Desde Puente Genil (Córdoba), la primera de las comparsas de la noche. Yo soy el Rey. Representan al comparsista que va de sobrado, algo chulescos y prepotentes, que dan vida al personaje. Corona, capa, cetro y  venda en los ojos, que retiran prácticamente al final de la actuación y  dejan ir toda esa arrogancia de la que muestra durante gran parte de la actuación para mostrar su lado más humano. Buena conjunción de voces, letras atrevidas y  corte clásico en su música. El público aplaude el trabajo de esta comparsa, que quizás tardó demasiado en ver la luz.

La siguiente de la noche, nos llega desde la capital. Comparsa mixta, muy joven La voz del corazón. Buena actuación de esta agrupación que da el salto de categoría, con una interpretación de diez. Dulzura, sencillez, que no fácil, dan luz a estos payasos, iluminando esta noche fría. Hermosos pasodobles, a las madres en el primero y a nuestro amigo Miguel Merchán, murguista de pro y pregonero de la fiesta, en el segundo. Graciosos cuplés, entre ellos, apareció uno de los temas que se prevé, darán que hablar durante el concurso, como son, los carteles de la Semana Santa y el Carnaval. Culminan con un estribillo sublime, que ejecutan a la vez que cantan, con lenguaje de signos. Muy aplaudidos. Finalizan la actuación con un popurrí bien ejecutado, entre piropos a Málaga y amor a las coplas. Público en pie para despedir a esta agrupación entre vítores.

La última de la noche, nos llega también de la capital, esta vez, cambiamos de modalidad, para llenarnos de buen humor e ironía, con sus coplas. Deja que te aconserje, dan forma a unos porteros de edificios desaliñados, eso sí, muy limpios. Simpática presentación que conectan rápidamente con los presentes. Interactúan con el público, y es que el tipo se presta a todos los cotilleos que nos confiesa estos conserjes. Pasodobles bien estructurados con una primera parte más cómica y tras el trío, muestra la crítica. De categoría. Graciosos cuplés con estribillo pegadizo,  muy al dedillo. Finiquitan con un popurrí bien interpretado, lleno de numerosos puntos sacando lo mejor de la noche, que rematan al compás de pasodoble, de esos que levantan el vello, piropeando a Málaga y recordándonos que la  cuidemos, brindándonos su casa …. Que es la tuya.

 

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Moreno apuesta por paralizar el metro al Civil y prolongar al PTA
chevron_right
Detenido por robar un muestrario de oro en una joyería de Benalmádena