Actualizado: 19:45 CET
Viernes, 14/12/2018

Málaga

La pareja en huelga de hambre en Málaga ha encontrado una vivienda

Jessica y Daniel, con tres menores a su cargo, fueron desahuciados de la vivienda en la que residían hace quince días

Cargando el reproductor....
  • Los menores de edad se encuentran en casa de sus abuelos maternos, mientras que Jessica y Daniel viven actualmente en su coche
  • La huelga de hambre continuará hasta que encuentren una solución, que ya ha llegado
  • Hasta ahora han vivido con la ayuda económica de sus familiares, la caridad de diferentes asociaciones y de trabajos esporádicos

Jessica y Daniel, tras quince días de huelga de hambre, han encontrado una solución al desahucio. Una inmobiliaria de la ciudad se ha puesto en contacto con ellos y les ha proporcionado un alquiler social en una vivienda que se adapta a los 550 euros de la ayuda del patronato, según Daniel.

Además, han afirmado que el Banco Santander se ha negado a cualquier tipo de negociación, a pesar de que ellos están abiertos a un acuerdo, para poder salir de la calle y volver junto a sus tres hijos menores de edad.

La historia de la pareja

Una huelga de hambre es la única solución que creen que les puede sacar de este túnel. Jessica y Daniel son padres de tres menores de quince y trece  años y 18 meses, llevan desde el lunes de la semana pasada en la calle tras ser desahuciados del domicilio en el que residían desde hace quince años. Ahora viven en el coche.

En el segundo día sin probar bocado, a las puertas del Instituto Municipal de la Vivienda de Málaga, a Jessica le dio un ataque epiléptico. Una situación que desde la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) han denunciado y consideran “inhumana”.

La pareja es beneficiaria de una ayuda de 550 euros del Patronato de la Vivienda, un dinero que recibieron “el lunes tras comenzar la huelga y que no  puede hacer frente a los altos precios" del parque inmobiliario, según Daniel. A esto se suma el rechazo de muchos propietarios a alquilar a aquellas personas con ayudas sociales.

“Llevamos cuatro meses buscando un piso, pero al final de la descripción de la vivienda los propietarios especifican que no alquilan a familias con ayuda del patronato”, lamenta Daniel.

La pareja asegura que mantendrán la huelga de hambre hasta que “tengamos una solución”, lo que el cuerpo y la salud aguante. Quieren una vivienda digna para sus hijos donde puedan crecer.

La PAH asegura que en Málaga hay unas “10.000 viviendas vacías en la capital”. Piden una regulación del precio del alquiler, aumento de las viviendas con función social, además de alquileres sociales para evitar este tipo de situaciones.

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
“Remiendos de alta tecnología” para la escala de Bomberos de Málaga
chevron_right
Investigan el hallazgo de restos humanos en la zona del Tajo de Ronda