Actualizado: 18:51 CET
Domingo, 08/12/2019

Málaga

Lo nuevo de Javier Ojeda sonará este viernes en el cine Albéniz de Málaga

Después de haber publicado en 2014 el primero de los tres actos de 'Barrio de La Paz', que definió como una “mambópera” dedicada a la barriada donde se crió, Javier Ojeda completa ahora la obra y tiene clara su ambición: “A estas alturas de mi carrera, quiero hacer lo que a mí me dé la gana”


En 'Barrio de La Paz. Actos 2 y 3', que presentará el viernes en un concierto en el Cine Albéniz de Málaga, se ha rodeado de más de cuarenta artistas, como el pianista Chucho Valdés, La Mari de Chambao, Chiquito de la Calzada o la bailaora Sara Baras, que aporta su taconeo.

“El disco está firmado por Javier Ojeda, que es sólo una manera de llamar lo que une todas las canciones, mi timbre vocal, pero toda mi andadura en solitario son discos muy corales en los que interviene un montón de gente”, dijo el que fuera vocalista de Danza Invisible.

Se considera “un cohesionador o impulsor de proyectos”, más que “un solista habitual”, y se ve como un “lanzador de proyectos incansable” o, como le decía su padre, un “disfrutón” y un ser “obsesivo” con lo que le apasiona, la música y la Costa del Sol.

Ahora continúa su homenaje al barrio malagueño, que de niño veía como “un paso económico extraordinario”, porque sus padres, llegados desde Linares, eran “de extracción humilde”. “Mi padre, un prototipo de persona hecha a sí misma, de pronto descubre, en la España súper gris de finales de los 50 y principios de los 60, que la Costa del Sol es una tierra de oportunidades, y Torremolinos, lo más moderno y enloquecido, y decide, en vez de emigrar a Alemania, que aquí hay trabajo”.

En toda esa "peripecia vital" está basado el segundo acto de "Barrio La Paz", mientras que el tercer y último acto tiene "un componente de denuncia más salvaje, porque la Costa del Sol la han fastidiado mucho los especuladores y personajes siniestros tipo Jesús Gil".

En el disco ha contado con Chiquito de la Calzada, Juanma Lara, Salva Reina, La Mari de Chambao, Laura Insausti de Dry Martina, Manuel España de La Guardia, José Antonio García de 091 y Chucho Valdés, que cierra el álbum con una versión de "Camino verde", que Ojeda considera uno de los temas "más bonitos" de su carrera.


Según el cantante, éste es "más ecléctico" que el disco anterior, en el que más de un 70 por ciento tenía influencia latinoamericana, que ahora es menor.

"En la primera parte hay influencia de la música con la que me crié siendo un adolescente en Torremolinos, el funk-disco del tipo David Bowie en 'Let's dance' o los Talking Heads, y en la segunda parte sí hay una presencia mayor de ritmos latinoamericanos, que en el fondo son españoles", ha explicado Ojeda.

También versiona "De qué manera te olvido" una canción de Vicente Fernández cuyo autor, Federico Méndez, se suicidó por amor poco después de escribirla, y que ahora "no suena ya a corrido mexicano".

"Suena como a música cubana cuando la canto yo: cubano-boquerona", ha precisado Ojeda, que cree que el disco habla "de temas muy candentes, como lo ocurrido con la crisis", en canciones como "Hoy debo partir", que "puede hablar de la emigración a otro país para trabajar, pero también de un desahucio".

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Alemania quiere la exposición actual del Museo Picasso Málaga
chevron_right
Barça, Teresa Perales o Valverde, entre los premiados