Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Jueves 06/05/2021

La tribuna de Viva Sevilla

¿Más centros comerciales?

¿Se ha medido de forma correcta el impacto que tendrá en el medio ambiente, la movilidad y la calidad de vida de la ciudad de Sevilla?

Desde hace unos días todas aquellas personas que cruzan el puente del Quinto Centenario, sentido Cádiz, pueden observar a su izquierda cómo trabajan operarios, excavadoras y decenas de camiones en lo que allá por la primavera de 2019 (si no fallan las previsiones) se convertirá en el centro comercial y de ocio Palmas Altas.

Hemos podido leer últimamente las cifras que supondrán esta inversión : 145 millones de euros, miles de metros cuadrados construidos de tiendas y cines, 3.500 plazas de aparcamiento. Además será el alcalde quien coloque la primera piedra el próximo mes. Debería estar la ciudad de enhorabuena por este acontecimiento.


Pero no todo ha sido de color de rosa durante la tramitación de este proyecto. Recordemos que Ecologistas en Acción impugnó ante el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía la modificación del estudio de detalle de la parcela donde se va a construir. También la Asociación Parque Vivo del Guadaíra criticó el bajo nivel de exigencia de la Junta de Andalucía y del Ayuntamiento respecto de los planes de movilidad y transporte presentados por la promotora, que no tuvieron ninguna objeción por parte de la Administración. A este respecto, es por todos conocido los atascos que se sufren en el puente del Quinto Centenario durante gran parte del día, y que se agravarán si nadie lo remedia.


Es necesaria una reflexión sobre la necesidad de poner en marcha más proyectos de este tipo en Sevilla. Grandes centros comerciales, a los que se llega casi exclusivamente en automóvil, en los que se instalan principalmente empresas nacionales y multinacionales, que se sustentan en la precariedad laboral de sus trabajadores: largos turnos de trabajo, salarios precarios y deterioro de sus derechos laborales. ¿Se ha medido de forma correcta el impacto que tendrá en el medio ambiente, la movilidad y la calidad de vida de la ciudad de Sevilla? ¿No es importante el efecto que tendrá sobre el pequeño comercio de los barrios más cercanos?

Hay estudios que demuestran que a los 4 años de la apertura de un centro comercial de estas características, entre el 20% y el 30 % del pequeño comercio cercano tiene que cerrar. No se puede anunciar que se apoya el pequeño comercio y las Plazas de Abasto, tan importantes para la cohesión social de los barrios, y a la vez apoyar la puesta en marcha de megaproyectos que los destruyen.


Si echáramos la vista atrás podríamos recordar cómo se vendieron a bombo y platillo otros espacios similares, como la antigua estación de Plaza de Armas o el Centro Comercial Zona Este, que iban a ser la panacea para la actividad comercial de la ciudad. Con el paso de los años han ido perdiendo negocios, quedando abiertos casi exclusivamente las salas de cine y la hamburguesería de turno.

Y mientras aquí se mantiene la política de favorecer la apertura de grandes centros comerciales, en Estados Unidos se está produciendo el cierre de centenares de ellos, y los analistas económicos ponen en duda el porvenir de este modelo de negocio. Está explotando la burbuja que se fue formando durante los últimos 30 años.
Y pronto se abrirá el Centro Comercial Torre Sevilla, y quizás llegue Sevilla Park ....

COMENTARIOS