Actualizado: 22:55 CET
Sábado, 26/09/2020

Jerez

Los críticos confían en que Inés Arrimadas “ponga orden” en el partido

Lamentan la “inestable situación orgánica” y el “vacío de poder” en que se encuentran en mitad de su grave crisis en Jerez

  • Inés Arrimadas, junto a Juan Marín y Fran Hervías en Jerez

La crisis que se vive actualmente en el seno de Ciudadanos Jerez no es más que el reflejo de la “inestable situación orgánica” que vive el partido a nivel andaluz. Así lo exponen desde el sector crítico jerezano, desde el que confían en que Inés Arrimadas “ponga orden” definitivamente con el proceso de elección de las correspondientes nuevas direcciones en las asambleas que podrían tener lugar en el mes de septiembre.

Ya lo apuntaba uno de los testimonios que recopilábamos ayer dentro del sector crítico de la formación naranja en Jerez: “Inés Arrimadas tiene la oportunidad de poner orden en su ciudad y en su provincia”. Y si debe hacerlo es porque, en su opinión, “en Jerez y en la provincia existe una fuerte división entre los partidarios de Fran Hervías y los afiliados que quieren otro modelo más participativo y democrático de organización”.

“El problema -prosigue este afiliado- es que los elegidos hasta ahora para los cargos importantes son todos de la línea de Hervías y Almudena Camacho -secretaria de Organización provincial y jefa de gabinete del parlamentario Sergio Romero-, que han ido dilapidando el talento de la agrupación local” en favor de sus preferencias, en alusión directa a los fichajes de independientes que se vienen produciendo desde 2018.

Es tanto a Hervías como a Romero a quienes apuntan directamente desde el sector crítico a la hora de buscar culpables y explicación a la situación de crisis que vive el partido en Jerez en estos momentos, y precipitada con la marcha de 16 de las 27 personas que formaron la lista para las elecciones municipales de 2019, en cuya configuración jugó un papel decisivo Romero. Una situación que, por otro lado, desembocó en que la militancia provincial decidiera el pasado 2 de marzo respaldar de forma mayoritaria la lista alternativa de compromisarios liderada por Álvaro Marfil, ex candidato de Cs en La Línea -de la que formaba parte el coordinador local de Cs Jerez, Javier Álvarez-, frente a la oficialista impulsada por la corriente de Fran Hervías.

En este sentido, las asambleas de septiembre serán clave para reconducir la situación, sobre todo en el plano orgánico, en el que también ha influido la dimisión presentada en febrero pasado por la secretaria de Organización en Andalucía, Mar Hormigo, lo que ha generado una especie de “vacío de poder” que confían no se prolongue en exceso, ya que es ese mismo vacío el que provoca en estos momentos que no haya nadie que dé respuesta a los problemas que se plantean, por ejemplo, desde Jerez, frente a una crisis originada por el que era uno de los máximos responsables del partido hasta finales del año pasado.

Desde la formación naranja insisten en guardar silencio, aunque muchos coinciden en que “Inés es la clave”. Lo deslizan con la misma esperanza con la que la militancia en Jerez pronuncia su nombre.

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai
chevron_left
Bajada de precios en los aparcamientos de Alameda Vieja y Mamelón
chevron_right
El Ayuntamiento trabaja en el traslado de Comujesa a la parcela de Zahav