Actualizado: 14:02 CET
Domingo, 29/03/2020

Jerez

Un salto al vacío a través de la creación y el flamenco

El XXIV Festival de Jerez levanta el telón este viernes con el estreno del nuevo espectáculo de Rafaela Carrasco.

  • Rafaela Carrasco será la encargada de inaugurar el Festival de Jerez

Jerez volverá a convertirse durante dos semanas en epicentro de la energía creativa en torno al mundo del flamenco y de la danza con la celebración de la nueva edición -cumple 24 este año- del Festival de Jerez. Por delante, 16 días en los que dejarse llevar  y compartir con los artistas el riesgo de ese “salto al vacío” que supone cada nueva creación, y sumergirse de lleno en el descubrimiento de una programación que busca conectar al público con la escena flamenca actual.

El Festival de Jerez es, hoy día, un punto de encuentro único para creadores, profesionales y aficionados, que ha sabido sorprender año tras año sin perder su identidad y su cercanía, gracias a un formato que propicia el disfrute no solo de las propuestas y los artistas que visitan cada año la cita, sino también de la propia ciudad. El evento se ha singularizado por no limitarse a programar espectáculos de gran calidad, sino por brindar al público una experiencia completa, que pasa necesariamente por sumergirse en el ambiente de la ciudad y vivir el flamenco desde dentro a través de su apertura más allá de los espacios escénicos y de una amplia oferta formativa.

Mención especial merecen los doce estrenos absolutos que integrarán el programa de este año; entre ellos, el del Ballet Nacional de España, bajo la dirección de Rubén Olmo, y el de Rafaela Carrasco, que será el montaje inaugural de esta nueva edición en el Teatro Villamarta.

Andrés Peña y Pilar Ogalla lo harán con Por cuatro reales, y Paula Comitre con Cámara abierta, dirigida por Mercedes de Córdoba y David Coria (premio del Público del año pasado), al igual que Hiniesta Cortés con Mi sentir, la jerezana Carmen Herrera con La luz que me alumbra y Juan Diego Mateos y Belén Maya con Ni tú ni yo. Por su parte, Luisa Palicio hará lo propio con su TEMPUs.

 Uno de los máximos exponentes del baile jerezano, Antonio El Pipa, volverá a la primera línea de este arte con Estirpe, mientras que el arcense Marco Flores lanzará su Rayuela, mientras que Ángel Muñoz hará lo propio con su Iberias.

Sin cerrarse ni mucho menos al flamenco que se hace en el resto del mundo, el Festival acogerá otro singular estreno, el de Lorca x Bach, la nueva propuesta del compañía del veterano bailarín japonés Shoji Kojima acompañado por José Maldonado, premio revelación de la pasada edición, Cristian Lozano, ex primer bailarín del BNE y habitual partenaire de Eva Yerbabuena, Rocío Molina, Aida Gómez, y Hugo López, premio Desplantes en la Unión. Esta dimensión internacional se expresará también a través de la conexión con el concurso Turín de la Frontera, que traerá a sus últimos ganadores: la murciana Maise Márquez y el brasileño Gabriel Matías.

Asimismo, el Festival de Jerez contará en su cartel con las grandes maestras del baile de nuestro tiempo, como son Sara Baras (Sombras) y Olga Pericet (Un cuerpo infinito), al tiempo que Manuel Liñán, flamante Premio Nacional de Danza 2017, defenderá la pluralidad y riqueza del baile en ¡Viva!. La Lupi presentará su Lenguaje oculto con dramaturgia de Juan Dolores Caballero; y Mujer Klórica, el tándem formado por José Manuel León y Alicia Carrasco, su último trabajo, Los bienes de la tierra.

El Festival de Jerez atiende a su vez tanto a las raíces más añejas del baile como a la creación más inquieta e innovadora. En este sentido, se podrá comprobar el talento de renovadores del baile como Francisco Hidalgo con Ver, oír y bailar en la sala Compañía. En el mismo espacio se presentarán Las Quijanas con Las cuatro locuras de Quijote, con coreografía de Javier Latorre y Noelia Sabarea.

Otra presencia ilustre en la programación de este año será la de Estévez/Paños y Compañía con su rompedora El sombrero, en la que la investigación histórica se funde con la vanguardia; y también podremos perfumarnos con las sales de la Bahía en la Gala Cádiz-Jerez que Manuel Liñán dirigirá en el Villamarta, con valores tan contrastados como Mercedes Ruiz, Eduardo Guerrero y María Moreno.

El compromiso del Festival con la cantera de jóvenes talentos también se hace patente con la presencia de la gaditana María Moreno, que obtuvo el premio Artista Revelación del Festival en 2017, y que presentará su propuesta más personal hasta la fecha, De la concepción. Por su parte, Mercedes de Córdoba, premio Nacional de Córdoba, tendrá su oportunidad de conquistar al público con Ser, ni conmigo ni sin mí; y dirigirá a Fernando Jiménez, premio Desplante del festival de La Unión, en su Conmigo… en la sala Paúl. Por último, la granadina Cristina Aguilera presentará sus credenciales en la mismo escenario con De agua, plata y tierra.

Aunque el baile es la joya del Festival de Jerez, la programación no desatiende ni mucho menos las otras disciplinas del flamenco. En lo que respecta al cante, el espectáculo que más atención ha concitado ha sido la visita de El Cabrero, la voz comprometida por excelencia, que se despide de los escenarios con su actual giraNi rienda ni jierro encima. Tampoco pasará desapercibida la sanluqueña María Vargas en su paso por el palacio de Villavicencio. Y cómo no, el cante de Jerez tendrá como abanderados de excepción a David Carpio, Miguel Lavi(Viejos retales), Mateo Soleá y Alfonso Carpio ‘El Mijita’(El Palacio de Cristal).

La guitarra estará representada por Rafael Riqueni, que acude con un nuevo disco, Herencia, en las bodegas González Byass; o Paco Jarana, fiel tocaor de Eva Yerbabuena, que mostrará su faceta de guitarrista de concierto con Flamencorio en la sala Paúl.

Por otro lado, como gran novedad de este año figura el ciclo La Fiesta programado en los Claustros de Santo Domingo. Ahí tendrán cabida propuestas con denominación de origen como el espectáculo El sentir de un pueblo de la jerezana Saray García, con Luis Moneo como invitado especial. O la oportunidad de disfrutar de la mejor guitarra jerezana de la mano de Manuel Jero y Nono Jero, pero también en la velada dedicada a Pepe del Morao bajo el elocuente título Cuna del arte, con Diego Carrascoy Tomasito como invitados.

La pureza del flamenco jerezano tendrá su noche grande en los claustros con figuras como Tía Juana la del Pipa, FaniaZarzana, Manuel de Cantaroteal cante; Diego del Morao y Fernando de la Morena al toque y Tía Yoya, Tía Curra, Triana Jero, Rocío Carrasco, Juan Diego Valencia Jr. al baile, todos reunidos en el título Al compás del barrio de Santiago.

Sin salir de Jerez ni del citado espacio, el respetable podrá también sentirse en una fiesta flamenca de Triana con Flamenco de Fiesta, conManuela Ríos, Paco Vega, Pepe Torres, Andorrano de Morón al cante y el baile, Antonio Ruiz el Carpintero, José Lerida, Mari Vizarraga al cante y las guitarras de José de Pura y Rubén Lara.

La Fiesta se completará con Daniel Doña, premio Max al mejor intérprete masculino de Danza del año pasado, que traerá su Psique a los claustros.

 

ISAMAY BENAVENTE | DIRECTORA DEL FESTIVAL DE JEREZ

“El ambiente que se respira los días del Festival es impagable, y eso lo hace al mismo tiempo único”

¿Qué criterios seguís a la hora de definir la programación de cada año?

Yo suelo estar muy atenta y muy en contacto con los artistas, para tener en cuenta qué estrenos se producen, qué proyectos tienen entre manos y afortunadamente ya estamos en la vigésimo cuarta edición y ya los artistas te van haciendo llegar sus planes. Este año sabíamos por ejemplo que Eva Yerbabuena no iba a tener espectáculo, pero sí sabemos que estrenará uno nuevo el año que viene y si todo sale bien estará aquí.

¿Qué destacaría de esta nueva edición?

Creo que el Festival se caracteriza porque presenta a artistas muy consagrados. Este año abrimos con Rafaela Carrasco y cerramos con el Ballet Nacional de España, pero en medio tenemos a Sara Baras, a Manuel Liñán, a Eduardo Guerrero, Mercedes Ruiz... grandes artistas de la danza. Pero yo también le diría al público que se atreva a conocer a los que menos conoce. Hay una artista este año, María Moreno, de Cádiz, que se llevó el premio revelación de la Bienal, que está bailando maravillosamente, y quizás el gran público no la conozca, pero no se la pierdan porque estar en la programación del Festival de Jerez es garantía de que es un espectáculo o artista de calidad. Yo le pediría a la gente que se arriesgase, que pase por Jerez cuando mejor le convenga y entre en cualquier espectáculo porque no le dejará indiferente.

¿Podemos hablar de públicos diferentes en función de los escenarios?

A mí me gusta que la gente sepa un poco qué es lo que va a ver, por eso denominamos cada ciclo con un nombre. El De la raíz cuenta con artistas que cantan de una forma más tradicional, el que hemos denominado De la frontera es porque es gente más vanguardista y que está en los límites de lo que podemos llamar flamenco, mezclado con otras músicas. Y el Festival en el Villamarta es fundamentalmente baile flamenco y danza española.  Me gusta ponerle esos nombres para que la gente sepa un poco qué es lo que va a ver.

¿Qué viene buscando el público que llega de fuera?

Yo creo que el Festival ofrece una cosa maravillosa. Una es la concentración de espectáculos, artistas en un entorno maravillosos como Jerez. Un centro abarcable, y ocupamos muchas salas de baile y escenarios. La gente puede encontrarse con artistas que le gustan, con grandes maestros del flamenco y de la danza española. Ese ambiente que se respira en Jerez durante tantos días del festival, con tantos cursillistas de fuera que aman el flamenco y están por las calles. Eso es impagable y este lugar de encuentro creo que lo hace único.

¿Por dónde pasa la evolución del Festival en el futuro?

El año que viene, que es el 25 aniversario, queremos hacer algunos giros en la programación. Estamos detectando que el modelo de un espectáculo por día se nos está quedando corto. Este año tenemos ya overbooking en varios espectáculos , con mucha demanda. Vamos a cambiar el modelo de programación de cara al año que viene. Este año hemos reforzado con cursos de formación a los fines de semana, que están funcionando muy bien, pero tengo que poner en la balanza y evaluar si reforzamos esos fines de semana porque se nos desmadra de gente y no podemos atender la demanda. Después, por otro lado, al Festival le quedan todavía muchas líneas por desarrollar, complicidades, con el vino, con el caballo, con la gastronomía.

 

Espacio reservado al reproductor de vídeo

 

DOCE ESTRENOS ABSOLUTOS

El Festival de Jerez cuenta en esta edición con doce estrenos absolutos en diferentes escenarios del certamen. En el Teatro Villamarta, el Festival arranca con el nuevo espectáculo de Rafaela Carrasco, ‘Ariadna (Al hilo del mito)’,  y finalizará con la puesta de largo de las nuevas coreografías del Ballet Nacional de España bajo la dirección de Rubén Olmo, que ha escogido Jerez para mostrar, por primera vez al público, dos nuevas piezas: ‘Invocación bolera’ –con coreografía del propio Olmo– y ‘De lo flamenco’, un homenaje a Mario Maya, que completa el repertorio junto a ‘Jauleña’ y ‘Eterna ibérica’, que pondrá el broche al Festival. A ellos se suman las nuevas propuestas de Antonio El Pipa, Andrés Peña y Pilar Ogalla, Marcos Flores y la Compañía Shoji Kojima.

Además, en la Sala Paúl se podrán apreciar los nuevos trabajos de Belén Maya -junto al guitarrista Juan Diego Mateos-, Paula Comitre, Hiniesta Cortés y Carmen Herrera; mientras que en la Sala Compañía se pondrán en escena las  creaciones de Ángel Muñoz y Luisa Palicio.

ONCE CICLOS ENTRE LOS QUE ELEGIR

La programación del Festival de Jerez se compone de un total de once ciclos. El más importante es el que se desarrolla en el Teatro Villamarta, donde se presentan los grandes estrenos de la temporada. Le siguen los ciclos De la Raíz, en Bodegas González Byass, y los Conciertos de Palacio, en Villavicencio; mientras que en Sala Paúl y Sala Compañía conviven los ciclos Savia nueva, Con nombre propio, Toque-toque, Flamenco y mujer, y Baile con ellos. Asimismo, hay que destacar el ciclo De Peña en Peña, que se desarrolla en las sedes de las peñas flamencas a mediodía; y una de las novedades de este año, el ciclo La Fiesta, que tendrá lugar en los Claustros de Santo Domingo, que aborda el carácter festivo del flamenco, partiendo de su vinculación con sagas familiares o enclaves geográficos singulares, y que se desarrollará durante el fin de semana del puente de Andalucía, para aprovechar el incremento de público que puede darse esas jornadas.

LAS ACTIVIDADES COMPLEMENTARIAS

El XXIV Festival de Jerez va más allá de los escenarios y cuenta con numerosas actividades complementarias de carácter gratuito. Así, entre las exposiciones, este año se ofrece la muestra ‘¡Poderío!’, en los Claustros de Santo Domingo, de la diseñadora Teresa Torres y la fotógrafa Beatriz Hidalgo. En la Bodega San Ginés, sede del Consejo Regulador del Vino,  tendrá lugar la presentación de varios libros. El primero de ellos: ‘Angelita Gómez: la niña y el prodigio’, de Santiago Moreno. El segundo es ‘Bailar’, de la bailaora Leonor Leal. Y el último de ellos es ‘Dando el cante: El Festival de Jerez en un Periquete’ de Pedro Carabante. En el plano de las conferencias destaca la que impartirán los bailaores Rafael Estévez y Valeriano Paños, y el taller de Monto Cultura sobre las emociones del ser humano a través del flamenco de manera didáctica y terapéutica.

EL PAPEL DE LAS PEÑAS FLAMENCAS

El ciclo ‘De Peña en Peña’, una cita enraizada en la programación complementaria del Festival de Jerez, ofrecerá  diez actuaciones, todas ellas a partir de la tres de la tarde y con entrada libre. Una oferta artística que combina flamenco y gastronomía, organizada por la Federación Local de Peñas Flamencas de Jerez. Los nuevos valores de este arte podrán demostrar sus cualidades optando al Premio Artista Revelación, cuya recompensa será actuar en uno de los escenarios de la próxima edición del Festival de Jerez. El ciclo lo abrirá la Peña Los Cernícalos el día 22. El día 23 le tocará el turno a la peña La Bulería; el 27 en la Peña Don Antonio Chacón; el 28 a la Peña Fernando Terremoto; y el 29 a las de Tío José de Paula y Luis de la Pica. El día 1 le tocará a la Peña Pepe Alconchel, el 6 a la Peña La Zúa y el 7 cerrarán la Peña El Pescaero y y la Peña La Buena Gente.

UNA AMPLÍSIMA OFERTA FORMATIVA

Uno de los aspectos del festival que más se han cuidado a lo largo de su andadura es el formativo. Todos aquellos que deseen iniciarse en el flamenco o perfeccionar su técnica podrán elegir entre casi 40 cursos, con profesores tan acreditados como Javier Latorre, María del Mar Moreno, Ana Morales, La Moneta, Manuel Liñán, Antonio El Pipa o Andrés Peña, entre otros, sin contar la amplia oferta de talleres intensivos y los talleres de compás, palmas y castañuelas.

En total, han sido 1.290 las plazas ofertadas, que hasta hace unos días estaban cubiertas en un 90 % con alumnos procedentes de países como Japón, Alemania, Estados Unidos, Canadá, Brasil, Italia, Rusia, Eslovenia, República Checa o Noruega. 

Los talleres se completan con el programa pedagógico ‘Aprendemos flamenco’, desarrollado en colaboración con los institutos del Aula de Flamenco, cuyos participantes podrán asistir a los ensayos generales de los espectáculos de Rafaela Carrasco y el BNE.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
“En Jerez me quedó por cerrar la Fórmula 1, pero se va a hacer”
chevron_right
Un certero retrato del Jerez reciente a partir del negocio del vino