Actualizado: 23:34 CET
Viernes, 16/11/2018

Jerez

Marc Márquez se reencontrará en el Circuito de Jerez con Súper Selu

'Súper Selu' es un chaval de 13 años de Bornos que padece síndrome de Larsen

  • Una imagen del encuentro de Selu y Márquez el año pasado en el Circuito

El campeón español Marc Márquez vivirá estos días, con motivo de la disputa del Gran Premio de España de MotoGP en el Circuito de Jerez, un reencuentro muy especial, entre dos grandes campeones: el piloto catalán y 'Súper Selu', un chaval de 13 años que padece síndrome de Larsen.

Selu, natural de la vecina Bornos, es un gran aficionado al motociclismo y, en general, al deporte, siendo su preferido el kárate. A pesar de su discapacidad, una displasia esquelética rara caracterizada por la dislocación congénita de las grandes articulaciones, este pequeño ya es cinturón naranja a base de mucho esfuerzo y tesón.

El bornense ha querido que el cuatro veces campeón del mundo de MotoGP conozca su logro, después de que el año pasado le ofreciera una pequeña exhibición de artes marciales en el Circuito de Jerez provisto, por aquel entonces, de su cinturón amarillo.

En ese primer encuentro, Márquez quedó "fascinado" con Selu, le obsequió con una gorra y con sus botas de piloto, y ahora quiere "volver a verlo para comprobar cómo sigue y cómo ha avanzado", declaró a Efe María Gil Bustillo, una jerezana de 31 años que ha logrado encontrar en el motociclismo una vía para hacer feliz a este pequeño y a otras personas.

"A través de este deporte conozco a personas importantes y si puedo hacer que se cumpla el sueño del 'peque', me siento bien", explicó esta comisaria de boxes del Circuito de Jerez, después de haber propiciado ese encuentro del año pasado y de gestionar la petición de Marc para volver a verse con 'Súper Selu' este jueves.

María Gil colabora como voluntaria en actividades deportivas relacionadas con la discapacidad y afirma con gesto altruista que le "encanta" ayudar a los demás.

Auspicia la asociación Aspaym, para personas con lesiones medulares y gran discapacidad física, y, desde su profesión como trabajadora social y su vinculación al motor, cada vez que puede intenta "hacer felices" a los demás.

Aficionada al motociclismo desde pequeña, fue su padre, que la llevaba a las carreras, quien le despertó esa inquietud.

María es comisaria de boxes en el trazado andaluz y participa en la organización de la parrilla de salida. Hace tres años tuvo la oportunidad de dar la salida a la carrera de MotoGP del GP de España portando la bandera verde.

Esta jerezana reclama una mayor confianza en la mujer dentro del mundo del motor y espera su primera oportunidad como directora de carrera, después de ser pionera y haber obtenido la licencia en automovilismo y de tener entre sus objetivos la próxima convocatoria en motociclismo

Para María, igual que hay mujeres pilotos como Ana Carrasco o María Herrera que se abren paso en este mundillo masculino, en la infraestructura externa de las carreras una fémina "puede hacer el mismo trabajo" que un hombre, recalca apelando a que le dejen demostrar su valía

COMENTARIOS

Publicidad AiAndaluc�a Informaci�nPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
“Lo que le hemos pedido a Hacienda es un tema de voluntad política”
chevron_right
Cs fiscalizará el proyecto del Centro del Motor de Jerez