Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Jueves 17/06/2021

Jerez

Las Jornadas de Arqueología se cerraron en Baelo Claudia

Recorrido por las estatuas de carácter militar en las ciudades romanas de la zona

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Las II Jornadas de Prehistoria y Arqueología finalizaron con explicaciones sobre el pasado de la comarca.
  • Fueron analizados los estucos y pinturas de la necrópolis oeste y en el teatro
Las II Jornadas de Prehistoria y Arqueología del Campo de Gibraltar concluyeron a primeras horas de la tarde de ayer en el complejo arqueológico de Bolonia, un escenario ideal para cerrar el contenido de un programa con el que se ha actualizado y puesto al día la mayoría de trabajos e intervenciones arqueológicas que están en marcha en el Campo de Gibraltar. Ángel Sáez, director del Instituto de Estudios Campogibraltareños (IECG) de la Mancomunidad de Municipios, entidad organizadora; y el director del complejo, Ángel Muñoz, fueron los encargados de clausurar las jornadas después de una mañana en la que el yacimiento tarifeño fue  en buena parte protagonista, aunque también se dejó espacio para otros estudios revelados por diferentes ponentes.

Estucos y pinturas
Por ejemplo, en las jornadas se dio a conocer el trabajo realizado por María Luisa Millán Salgado y Mercedes Cristina Gómez Blanco, quienes realizaron un análisis sobre los estucos y pinturas murales conservadas en la necrópolis oeste, el teatro y una serie de fragmentos hallados en la fábrica de salazones. Baelo Claudia también estuvo presente en la investigación de Vicente Castañeda, quien puso  sobre la mesa nuevos aspectos sobre la arqueología de la muerte en el Campo de Gibraltar gracias a un estudio diacrónico desde la edad de bronce hasta la época alto imperial, centrándose fundamentalmente en dos yacimientos de la comarca: la Necrópolis de los Algarbes y Baelo Claudia.

Y ésta ha sido igualmente objeto de estudio en la ponencia de clausura, a cargo de Pedro Rodríguez Oliva, quien llevó a cabo un recorrido por las estatuas imperiales de carácter militar encontradas en las ciudades romanas del Campo de Gibraltar: Barbésula, Carteia o Baelo Claudia.


El extenso programa preparado por la organización, que ha incluido un total de 37 comunicaciones y dos ponencias, había dejado un hueco en la sesión del domingo para otros temas como las anclas que utilizaban las embarcaciones romanas, expuesto por Carlos Gómez de Avellaneda; la Torre del Fraile, considerada la última atalaya algecireña del siglo XVI, una investigación llevada a cabo por Pedro Gurriarán y Ángel Sáez; la línea de contravalación ante Gibraltar en 1810; la personalidad y trayectoria profesional de Martínez de Santa Olaya, director de las primeras campañas de excavación en Carteia, realizadas entre los años 50 y 60; y la gestión y conservación de los fondos museísticos.

Tras la lectura de las conclusiones, Ángel Sáez puso de manifiesto que las jornadas han resultado exitosas por la calidad de las aportaciones realizadas, por su variedad, interés y calidad científica.

“Todo ello es señal de la buena salud de la investigación prehistórica y arqueológica de la comarca, lo que justifica sobradamente que este Instituto de Estudios continúe su labor, como en las dos últimas décadas”, según declaró el director del IECG.

En opinión de Sáez, las jornadas monográficas sobre Prehistoria y Arqueología del Campo de Gibraltar se han ganado el derecho a convertirse en cita bianual para investigadores y aficionados. "Por tanto, y mientras transcurren dos años de trabajo, estudio y protección de todo ese patrimonio, quedamos emplazados para la primavera de 2011”, concluyó el responsable del IECG.

COMENTARIOS