Actualizado: 01:42 CET
Domingo, 16/12/2018

Jerez

“Si no es mi hijo, lo buscaré”

Hallan restos en la segunda exhumación en el cementerio de un supuesto caso de ‘bebé robado’ del 87 de unos padres de Arcos

  • La vicepresidenta de SOS Bebés Robados

“No he pegado ojo. Son muchos años, pero pase lo que pase me he quitado un peso de encima”. Dolores Rodríguez es una vecina de Arcos de la Frontera que a lo largo de estos 25 años no ha dejado de visitar el nicho en el que le dijeron que enterraron a su hijo tras fallecer a las pocas horas de venir al mundo en el Hospital de Jerez. Primero nació su hermana gemela de 3 kilos y medio y a los pocos minutos le tocó a él. “Todo estaba normal pero me dijeron que se lo llevaban para ponerle oxígeno”, relata emocionada.

Nunca lo volvió a ver hasta ayer y siempre pensó que hubo algo raro. Tenía esa espinita “porque nunca lo vi muerto” y durante el tiempo que se prolongaron los trabajos de la exhumación por su cabeza llegaron a cruzarse pensamientos de todo tipo hasta que abrieron el nicho. Había restos e incluso a primera vista pensó que era él “porque tenía los pelos rizados como otro hijo mío y llevaba la pulserita del hospital”, pero serán las pruebas que se practiquen en los próximos meses tras remitir los restos al Instituto de Medicina Legal de Cádiz, las que determinen si Dolores y su familia pueden cerrar al fin este doloroso capítulo.

Así, tras cotejar el ADN del cuerpo y de la madre y una hermana, sabrán si pueden pasar página o, por el contrario, tienen que abrir otro nuevo episodio. Hay que decir además que, a diferencia de otros casos, en el de Dolores el juzgado también ha requerido a su esposo para que se someta a estas pruebas. Aunque tendrán que transcurrir todavía 4 ó 5 meses, en la cabeza de esta vecina de Arcos se agolpaban deseos contradictorios. “Ya no sé ni lo que quiero, porque ha habido momentos en los que he querido que no estuviera ahí, porque estaba convencida al no haberlo visto muerto ( a su marido le enseñaron un bebé envuelto en telas); pero por otro lado si no es él, y está vivo, lo buscaré, pero ya se ha pasado 25 años sin su madre y me quedará la pena de no haberlo podido criar”, señala.

No han renovado el nicho
Tampoco deja de ser llamativo que en estos 25 años nadie en el cementerio se haya puesto en contacto con Dolores para que pagara para renovar el nicho.

Con la de ayer ya son dos las exhumaciones enmarcadas en la trama de bebés robados realizadas en el cementerio en menos de dos meses. Al igual que este caso, los padres de la niña del año 82 están a la espera de los resultados de las pruebas de ADN realizadas.

Habrá más exhumaciones en los próximos meses
Almudena Rodríguez, letrada del despacho de Martín de la Herrán, el abogado de la asociación Sos Bebés Robados Cádiz, aseguró ayer que “en los próximos meses” habrá más exhumaciones en Jerez y la provincia, donde cuantifican más de 200 casos. Por ello, confió en que la Audiencia Provincial de Cádiz se decante por la línea que está siguiendo la de Huelva al descartar que el delito de bebé robado prescriba a los 33 años -como así entiende el órgano colegiado gaditano- lo que deja “sin posibilidad” a los casos denunciados anteriores a 1979. Por su parte, la vicepresidente de SOS Robados Cádiz, Luisa Fernanda Terrazas, volvió a mostrarse muy emocionada e hizo un llamamiento a la sociedad para que “no nos engañen diciéndonos que no hay huesos”.

COMENTARIOS

chevron_left
UGT considera “inadmisible” la “caótica” situación del Consistorio
chevron_right
Pelayo rectificará el proyecto del desdoble de la N-IV para mantener la pasarela del Hospital