El tiempo en: Andalucía
Miércoles 21/02/2024  

Jerez

Las hermanas de Belén dejarán la Cartuja de Jerez a lo largo del próximo año

Aseguran que no se dan “las condiciones favorables para su clima de silencio, soledad y vida escondida”

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Hermanas de Belén, en la Cartuja. -
  • La gestión sigue de momento en manos de la Diócesis de Asidonia-Jerez
  • La congregación se hizo cargo del monasterio en 2002.

Las hermanas de Belén han comunicado a la Diócesis de Asidonia-Jerez su decisión de abandonar el Monasterio de la Cartuja “en el transcurso del año 2024”, ya que “tras un periodo de reflexión y oración” han llegado a la conclusión de que no se dan “las condiciones favorables para su clima de silencio, soledad y vida escondida”.

Esta postura ha sido adoptada “tras un periodo de reflexión y oración” y después de que la comunidad haya recibido en estos últimos meses “las visitas de la priora general y sus consejeras”.

La Diócesis de Asidonia-Jerez asegura haber realizado en estos meses “todas las gestiones posibles para evitar la marcha de las hermanas, incluso buscando lugares alternativos donde fundar un nuevo monasterio”, pero no se han encontrado “soluciones adecuadas o viables”.

Ante este escenario, al Obispado no le ha quedado otra alternativa que “aceptar” esta decisión y agradecer “la presencia y labor” de las hermanas en estos últimos años.

En paralelo, las hermanas de Belén han agradecido “a la Iglesia Asidonense, a todo el pueblo de Jerez de la Frontera y a las instituciones públicas y privadas la incansable ayuda, atención y cariño mostrado durante todo este tiempo”, que desean “siga manteniéndose en el futuro en el cuidado de tan emblemático monumento, de gran valor espiritual y artístico”.

Desde la marcha de los cartujos y la posterior cesión al Obispado del monasterio, la Diócesis y las hermanas de Belén “han hecho todos los esfuerzos para mantener la presencia de la vida religiosa” en este lugar, considerando que la misma “ha dado frutos y aportado bienes espirituales a la vida de la Iglesia Diocesana”.

A partir de ahora se abren numerosas interrogantes acerca del futuro del monasterio. La Diócesis de Asidonia-Jerez ya ha expresado su voluntad de seguir gestionándolo “en virtud de la cesión que tiene concedida por Patrimonio del Estado” y “con la finalidad de mantener la vida espiritual y pastoral, así como poner en valor el patrimonio cultural y artístico del recinto”.

Las hermanas de Belén llegaron a la Cartuja en 2002, poro después de que los cartujos abandonaran el monasterio. En estos últimos años, diversas organizaciones sociales han venido demandando una mayor apertura de este bien cultural y ahí puede encontrarse quizá uno de los motivos que haya llevado a la congregación a abandonarlo.

No en vano, la orden ya dejó el monasterio de Santa María de Sigena (Huesca) después de que el Gobierno aragonés obligara en 2020 a fijar un programa de visitas. Entonces, la congregación se marchó con el deseo de que pudiera asentarse en él una nueva congregación que pudiera combinar mejor su vocación monástica con la acogida de peregrinos y visitantes. 

Por otra parte, en enero de este mismo año, el Pleno municipal expresó su inquietud por el estado de conservación del monasterio de la Cartuja, cuyos daños se han agravado en estos últimos años, según llegó a reconocer el propio obispo de Asidonia-Jerez, José Rico Pavés.

Todos los grupos respaldaron entonces una proposición de Ganemos a través de la cual se instaba a la Junta de Andalucía, como organismo responsable de los bienes de interés cultural (BIC), a que estudiara “en profundidad” el estado de los edificios que se integran en el monasterio para, a partir de ahí, acometer las intervenciones necesarias para garantizar su conservación.

De igual modo, los grupos reivindicaron igualmente una mayor apertura del monasterio a las visitas.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN