Actualizado: 12:18 CET
Miercoles, 28/10/2020

Jaén

“He luchado por mi sueño como cantautora y se ha hecho realidad”

En Cultura VIVA, la cantautora jiennense Julia Calatayud

  • Julia Calatayud.

Artista emergente, no ha parado de luchar por su sueño desde que siendo una niña escribió su primera canción y descubrió que su sonido sería el de la guitarra acústica, hoy su compañera inseparable como cantautora jiennense afincada en Madrid que acaba de lanzar el single ‘Madrid’, tema de presentación de su primer disco: ‘Esperanza’.

A sus 33 años, Julia Calatayud recuerda su pasión por la música. “Me ha acompañado desde que estaba en el vientre de mi madre. Siempre me apasionó”, dice.

Como cantautora, con 11 años empezó a crear sus temas. “Siempre he escrito y quise compaginar la música con mis letras”.

“Desde muy joven le he cantado al amor y al desamor”, reconoce, y hoy sus letras están enfocadas a la vida, las relaciones sociales, a la necesidad de viajar y al amor, no sólo al de pareja, sino a la propia vida. “Leer y escuchar música me ha ayudado estos años a ser más crítica y a buscar mi propio sonido. La canción de autor hay que saberla escuchar. Te cuenta sentimientos y las realidades de la vida. Es un género que necesita mucho apoyo. La música de autor no para”, explica.

Graduada en Enfermería por la Universidad de Jaén, llegó a Madrid en 2012 y hoy ejerce su profesión en quirófano. Sigue formándose en canto y guitarra. “Me siento cómoda en el sonido que he encontrado. Soy yo y transmito mi verdad con la música que hago”, valora.

Y así se refleja en ‘Esperanza’, su primer trabajo discográfico, hecho “con mucho amor”, después de “tres años intensos” en los que he luchado por “un sueño que ya es realidad”. Dice: “Hay que luchar por los sueños. Ser constante. El no ya lo tienes”.

Hace un año hizo una campaña de financiación a través de una plataforma online en la que en una semana llegó a su objetivo económico, a pesar de sus “muchos miedos” iniciales. “Mucha gente me dijo que me iba a ilusionar para nada. La acogida ha sido muy buena. Han creído en mi. En Jaén también”, dice, agradeciendo las muestras de apoyo a su disco y merchandising (camisetas con el logo Esperanza).

‘Esperanza’ es un disco del que no puede estar más “orgullosa”. Se proyectó como un EP, con cinco temas, pero no se pudo publicar por la pandemia. “Estos meses, a pesar de estar en primera línea de batalla, pues casi vivía en el hospital, no paré el proceso de producción del disco. Lo pasé fatal y lo que me ayudó fue la música. Hice directos en las redes sociales en los pocos ratos que tenía libre. Sentía que ayudaba a los demás. La música me ha salvado psicológicamente, me ha curado. Como enfermera, utilizo la música con mis pacientes porque cura y sana el alma”, dice.

Luego, sintió la “necesidad” de publicar la canción ‘Mira más allá’, que se había quedado a las puertas. “No podía faltar en el disco porque refleja la situación que estamos viviendo y nos hace pensar que hay que ser solidarios, que somos seres únicos y que hay que ponerse en el lugar del otro”, explica. Al añadirla, también incluyó ‘Historia de un valiente’ y el disco suma siete temas, todos producidos, salvo éste último (versión acústica).

Se publicará en las plataformas digitales, invitando así a “descubrir cada una de las canciones”. Dice: “He hecho todo lo posible para que el disco enganche hasta el final”.

Tiene 500 unidades físicas del disco, que los vende personalmente a través de sus redes sociales.

En 2006 ofreció su primer concierto en Jaén y diez años después, tocó por primera vez en Madrid. “Me subí al escenario y me sentí genial. Tenía 19 años y sólo pensé en cantar mi verdad. Con los años, te das cuenta de que lo que haces es desnudar tus sentimientos ante un público que no son los amigos que al principio van a verte. Lo que siento en cada concierto es único”, dice.

En Madrid ha tenido “la gran suerte” de cantar sus canciones y contar su verdad en muchas salas, conociendo a gente muy importante en la producción de su disco. De ahí que ‘Madrid’ sea el single de presentación. “Me lo ha dado todo como compositora, artista y enfermera. Me ha abierto las puertas desde el minuto uno. Amo a Jaén y me costó mucho marcharme. Me enamoré de Madrid y es una forma de agradecer lo que me ha dado”, dice.

Su primer concierto fue en la sala Maravilla, en Malasaña.   “Mi compañera se empeñó en que tenía que cantar. Me buscó fecha y dije, de acuerdo. Ahí empezó todo”, recuerda. 

Un día acudió al Café Libertad 8 a escuchar a Luis Quintana. Habló con el dueño y se presentó como una cantautora enamorada de esa sala. Hoy es su segunda casa, tras el primer concierto que dio el 1 de septiembre de 2017. La pandemia lo ha paralizado todo, pero no ha parado de trabajar y seguirá luchando por la “música en vivo”.

Reconoce que en Jaén, donde ha dado dos conciertos, el último en la sala Marimorena el año pasado, se está trabajando por la música en directo. “El pub La Fábrica del Arte de Jaén están haciendo mucho por la música”, valora.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Inauguran el curso de una UJA “transformadora del territorio”
chevron_right
El PEPRI del casco antiguo, obsoleto pero intocable