HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 22:05 CET
Sábado, 04/04/2020

Jaén

“El viaje es el momento en el que soy fotógrafa las 24 horas del día”

En Cultura VIVA, la fotógrafa ubetense Katy Gómez

  • Katy Gómez.

Sus fotografías guardan el recuerdo de cada uno de sus viajes y expresan emociones y sensaciones con una fuerza visual narrativa con la que se comunica. Dispara su cámara ante cualquier motivo con plasticidad y estética, sintiéndose especialmente atraída por el elemento humano.

La fotógrafa Katy Gómez (Úbeda, 1963) no era anónima, pero este año su popularidad se ha disparado al convertirse en la primera española en ganar el Travel Photographer of the Year, uno de los concursos más prestigiosos del mundo, con un jurado con premios Pulitzer. “Ha sido de esos regalos que te hace la fotografía”, reconoce. Su serie ‘Art of travel’, de ocho fotografías realizadas en lugares tan cercanos para ella como Jaén y tan lejanos como Uganda, Madagascar, Burkina Faso, España, China y Abu Dhabi la convirtió en la ganadora absoluta.

Sus paisajes, retratos y escenas urbanas fueron premiados entre las más de 20.000 imágenes presentadas, de 140 países. El 7 de abril expondrá en el Londres bridge y, en septiembre, en el festival Xsposure de los Emiratos Árabes. “Exponer en estos espacios será todo un lujo. La obra ganadora del año pasado la vieron casi dos millones de personas. Un fotógrafo busca que vean su obra, tener visibilidad y las exposiciones que llevan aparejadas los concursos, son una oportunidad”, reconoce.

De hecho, es uno de los motivos por los que se presenta a los concursos. “Te obligan a seleccionar y editar las imágenes que representan tu fotografía. He evolucionado como fotógrafa gracias a que he expuesto en lugares impensables como París, Londres, Irán o Colombia y a que mi fotografía ha sido recogida en publicaciones de calidad”, valora.

Ahora está inmersa en la preparación de una exposición sobre un proyecto fotográfico de la trashumancia en la provincia de Jaén, finalizado tras cinco años de trabajo y que verá la luz, antes del verano, de la mano de la Fundación Caja Rural.

 “Jaén es de las pocas provincias españolas donde subsiste la trashumancia. Además de su belleza paisajística, es una actividad ganadera con connotaciones medioambientales, culturales y económicas importantes. Hay que protegerla. Me hace especial ilusión porque son imágenes de mi tierra, una provincia preciosa y fotogénica. Es importante que Jaén se conozca a través de las imágenes porque son el punto de anclaje para que nos visiten”, dice.


La sala de exposiciones de la Casa de la Cultura de Andújar acoge hasta el 29 de febrero su exposición ‘Ellas, Elles, They...’, un recorrido por el universo femenino, “mujeres de todas formas y colores que emergen con fuerza y dignidad”. Doctora en Veterinaria y funcionaria de la Consejería de Salud de la Junta de Andalucía, Katy Gómez se presenta al mundo como fotógrafa no profesional, porque no se gana la vida con una afición que es su “pasión”.

Se declara “una enamorada de lo amateur” porque hace fotos “por amor a la fotografía”. Dice: “Mi afición es mi pasión. Hago fotografía de calidad profesional, pero sin que sea mi medio de vida. La fotografía de viajes, el reportaje y el ensayo fotográfico son con los que más disfruto. El viaje es el momento en el que puedo ejercer de fotógrafa las 24 horas del día”, reconoce.

Se inició en el mundo de la imagen con 13 años, cuando le regalaron su primera cámara. Sin embargo, no fue hasta finales de los años noventa, cuando ingresó en la Asociación Fotográfica de Úbeda, cuando comenzó a sentirse fotógrafa. “Me encontré con gente muy generosa que me enseñó a ser fotógrafa”, recuerda.

Desde entonces, la fotografía es su vida. “Forma parte de mi concepción del disfrute. Refleja mi mundo, mis vivencias, mis preferencias, estados de ánimo y algo de mi”, dice una mujer que ha viajado por más de 60 países.

“Empecé a viajar muy joven. La fotografía me ha enseñado a respetar otras culturas, a conocer, de forma respetuosa, otras formas de ser y estar en la vida, a ser más tolerante y a aprender que hay otras visiones del mundo maravillosas. Te vuelves más sensible y es una fuente inagotable de alegrías”, reconoce.

Para Gómez la fotografía “tiene un lenguaje no verbal que te ayuda a comunicarte a través de las emociones y sensaciones que percibes”.

Termina: “Expresa un lenguaje universal y todo el mundo la entiende. Engancha porque es un medio mágico, que almacena nuestra memoria y guarda nuestros recuerdos”.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
chevron_left
En Jaén el 28-F llegó el 12-A
chevron_right
Garci vuelve a Jaén con ‘El crack cero’