Actualizado: 23:39 CET
Martes, 12/11/2019

Editorial Jaén

Un panel de anuncios

En menos de una década la Sociedad Municipal de la Vivienda (Somuvisa) ha pasado de ser una de las más rentables de cuantas se crearon en el Ayuntamiento...


En menos de una década la Sociedad Municipal de la Vivienda (Somuvisa) ha pasado de ser una de las más rentables de cuantas se crearon en el Ayuntamiento a estar prácticamente en números rojos. De dos millones ingresos en 2012 a 3.900 euros este año. Dos mandatos han bastado para esquilmarla y darle la puntilla. Si en el caso de Epassa su mal es la deuda que arrastra desde la construcción del subterráneo ligado al aparcamiento Avenida por el enfrentamiento de dos concejales del PP, Manuel Peragón que no quería que Urbanismo asumiera la obra y Miguel Ángel García Anguita, empeñado en hacerla, el de Somuvisa ha sido el de una muerte lenta. El PP fue secando el manantial poco a poco y ahora no hay agua para regar a nadie. La situación municipal sigue siendo alarmante  con las arcas vacías y con concejales lamentando que no tienen  un duro y con los empleados empalmando baja tras baja. La buena voluntad es un valor, pero la ciudad necesita mucho más que buena voluntad. La hoja de ruta marcada desde el principio no debe desdibujarse y menos sustituirse por fotos y promesas. Jaén es un gran panel de anuncios que se caen al suelo podridos por el paso del tiempo, la lluvia, el frío, el calor y el viento.   

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Desarticulada una red delictiva que esclavizaba a trabajadores
chevron_right
La España vaciada llama hoy a un paro silencioso en Jaén