Actualizado: 12:53 CET
Miercoles, 20/11/2019

Jaén

La sed de los pantanos de Jaén no se alivia

Pese a las últimas lluvias, los embalses de la provincia están al 31,65% de su capacidad, 20 puntos menos que hace un año

  • Paraje de Los Cañones, cerca de la cola del Quiebrajano, en el acto reivindicativo de GEA

Las últimas lluvias caídas en los últimos días en distintos lugares de la provincia, en su mayoría en forma de tormentas de verano,  no han servido para aliviar la sed de los pantanos jienensess. Sobre una capacidad de embalse de 2.457 hectómetros cúbicos, los pantanos de Jaén tenían ayer 777,84 hectómetros cúbicos, lo que supone el 31,65% del total. Están, por tanto, 20 puntos por debajo de su estado de hace un año, y en los últimos 12 meses los pantanos han dejado escapar 477 hectómetros cúbicos. Por lo que respecta a la precipitación media anual, el valor acumulado desde el inicio del año hidrológico (1 de octubre hasta el 31 de agosto) en la provincia de Jaén es 452 mm, un 23% por debajo de la media del mismo período de los 25 años anteriores (584 mm).  Por encima de esos niveles se encuentran El Tranco , que ha recibido 744 litros en el año hidrológico, y el Quiebrajano, con 626 litros, casi en su media histórica. El Quiebrajano, en el entorno de la capital  jienense, se encuentra el 47%, frente al 68,7% de hace un año. También el Tranco, el de mayor capacidad de la provincia, está  20 puntos por debajo.  Los que tienen un mayor porcentaje son el Aguascebas (63,91%) y Dañador (76,9%)., mientras que el Giribaile es que menos agua embalsada tiene, con un 19%.

Mientras tanto, la subdelegada del Gobierno en Jaén, Catalina Madueño, ha comprobado sobre el terreno las “graves consecuencias” que causó en el olivar la tormenta de granizo que descargó en varias zonas de la provincia en la noche del pasado 26 de agosto, principalmente en los municipios de Castellar y Chiclana de Segura, dos de los más afectados. La subdelegada recordó que el Ministerio del Interior, a través de la Dirección General de Protección Civil, cuenta con un programa de fondos destinados a paliar las consecuencias originadas en los cascos urbanos por situaciones de emergencia y catástrofes naturales. Esa línea de ayudas no cubre los daños en explotaciones agrarias, por lo que la subdelegada destacó ayer la importancia de tener contratados seguros agrarios en el campo.

Coag

De otro lado, la organización agraria COAG Jaén ha asegurado que la falta de lluvias y las altas temperaturas han hecho que el olivar de secano de la provincia de Jaén, mayor productora de aceite, tenga pérdidas de cosecha de entre un 50 y un 80% respecto al año anterior, mientras que en algunas zonas los de riego no se encuentren mucho mejor. Los últimos datos recopilados por COAG Jaén en las distintas zonas productoras de la provincia confirman, según indicó COAG en un comunicado, lo que ya avanzaban en el mes de junio y julio, que las altas temperaturas y la falta de precipitaciones han causado importantes pérdidas de fruto, especialmente en las zonas de secano.  En zonas de sierra de la provincia como El Tranco, Aguascebas o la Bolera, la situación de los olivos está mejor que en la Campiña.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Una jienense supera la listeriosis tras ser hospitalizada en Sevilla
chevron_right
Crece un 20% las peticiones de casetas, que ascenderán a 40