Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Miércoles 17/08/2022  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Jaén

Fundación La Rural, con la trashumancia y Poblado Mundo

El gerente de la Fundación Caja Rural de Jaén, Luis Jesús García-Lomas, ha presentado hoy en el Espacio La Rural una obra fotográfica y ha firmado un convenio..

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai

Presentación de la obra de Katy Gómez en el Espacio La Rural.

En la firma del convenio con la ONGD Poblado Mundo.

El gerente de la Fundación Caja Rural de Jaén, Luis Jesús García-Lomas, ha presentado hoy en el Espacio La Rural una obra fotográfica de la exposición ‘Trashumancia. Ir y venir entre vereas’, junto a su autora, la fotógrafa y veterinaria ubetense Katy Gómez.

La autora muestra un “viaje de trashumancia por las vías pecuarias de la provincia de Jaén, uno de los últimos reductos de la Península en el que aún existe”, ofreciendo en sus fotografías la “riqueza patrimonial única de la provincia jiennense”.

La muestra está compuesta por 47 imágenes de gran formato. Durante más de diez años ha acompañado a los hermanos García Rico, pastores trashumantes de la aldea de la Matea de Santiago de la Espada. “En la trashumancia, se busca con el ganado la primavera eterna en busca de pasto y agua”, dijo.

Desde la Fundación de la Caja Rural de Jaén han producido un corpus fotográfico para divulgar por la provincia de Jaén un “camino milenario en busca de los pastos para el ganado, entre las Sierras de Cazorla, Segura y las Villas hasta las dehesas de Sierra Morena, que en el año 2019 trasladó a 68 ganaderías y 38.000 cabezas de ganado, en su mayoría ovinos, de raza segureña. “El mundo trashumante es un viaje continuo de ida y vuelta en busca de los pastos para el ganado y de recursos muy sostenibles medioambientalmente, en zonas donde los pastos no servirían para otra función. Si no lo ocupara el ganado, a través de nuestra raza autóctona, quedarían desperdiciados o, en el peor de los casos, sería pasto para acrecentar incendios. La labor medioambiental que se realiza conservando las vías pecuarias es importante. La trashumancia es un valor en alza que como jiennenses tenemos que conocer”, valoró Katy Gómez.

La exposición se verá en la sede Antonio Machado de la Universidad Internacional de Andalucía próximamente.

Está exposición se ha podido ver ya en Úbeda, Santiago de la Espada, Cazorla, Andújar y en Palencia, de donde ha vuelto recientemente una vez que se ha podido visitar, coincidiendo con la 35ª Feria Nacional de Ganado Ovino Selecto de Raza Churra.

“La exposición recoge la trashumancia, una actividad poco conocida, pero muy nuestra, que se hace desde hace siglos y está muy presente en la vida de los pueblos, de la Sierra de Segura y de la Sierra Morena. Genera riqueza medioambiental y es una actividad que hay que proteger”, apuntó García-Lomas.

Convenio con la ONGD Poblado Mundo

La Fundación Caja Rural de Jaén apuesta por el proyecto presentado por la ONGD ‘Poblado Mundo’, una organización independiente que trabaja con jóvenes inmigrantes que viven en Jaén.

El gerente de la Fundación, Luis Jesús García-Lomas, y el presidente de la ONGD, David Moreno, han firmado este martes un convenio de colaboración para subvencionar el proyecto ‘Piso de Acogida’. A la firma asistió uno de los jóvenes con los que ha trabajado ‘Poblado Mundo’, Tarer Ez Zarrad.

“En 2010 comenzamos a trabajar con chicos de Mozambique y, a partir de 2014, con chicos de Jaén. Tenemos un piso de acogida en la Avenida de Madrid, donde atienden a 11 menores. La idea es trabajar con la casa de acogida para seguir sacando a menores de la calle. Muchos salen de los centros de menores y, por varias circunstancias, acaban en la calle y acaban consumiendo. Trabajamos en integrarlos”, reconoció David Moreno.

Con el proyecto presentado se ofrece una vivienda digna de manera temporal a este colectivo, que normalmente se ve obligado a vivir en asentamientos y casas abandonadas de la provincia, al no tener otro tipo de recursos disponibles. Además, se lleva a cabo una atención integral donde se trabajan áreas que permiten el desarrollo personal y profesional de los jóvenes y que pone su foco de atención en actuar sobre la raíz del problema.

“La atención a los menores se suele prolongar entre un año y medio y dos años, como mínimo. Son personas que acaban en la calle y están en fase de supervivencia. Hacerlos partícipes de una vida en la que se sientan seguros requiere mucho tiempo. Nunca les ponemos plazo. Trabajamos desde el cariño para que confíen y nos sientan como una familia. Ése es nuestro sistema”, dijo Moreno Cano.

La subvención de la Fundación Caja Rural de Jaén irá destinada a la contratación de una figura de coordinación de voluntariado. De esta manera, puede llevarse a cabo el proyecto de una manera integral y organizada, con la puesta en marcha de actividades y talleres para mejorar la calidad de vida de los beneficiarios que viven en el piso de acogida y de jóvenes que se encuentran en una situación similar y lo demandan.

 

TE RECOMENDAMOS