HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 10:19 CET
Domingo, 18/11/2018

Indivisa

Un ejemplar adiós

Publicado: 22/06/2018 ·
09:49
Actualizado: 22/06/2018 · 09:49

Rajoy ha dado una lección que ni la izquierda nunca se atrevió

Del presidente Rajoy podrá haber diversidad de opiniones, pero del expresidente Rajoy es bastante complicado encontrar un comportamiento más ejemplar. Si no, echen un vistazo a izquierda y derecha de cuantos han sido expolíticos y miren si alguno ha actuado como él. No hay que irse muy lejos.

Muchos socialistas aplauden con orgullo que el Consejo de Estado lo vaya a presidir a partir de ahora María Teresa Fernández de la Vega. O lo que es lo mismo, hay una izquierda que presume de cambio y que aplaude que aún esté cobrando su buen sueldo público y manteniendo sus buenas prebendas públicas quien dejara de estar en el Gobierno hace siete años.

Una vez desalojado de la Presidencia del Gobierno, Rajoy ha tomado la decisión de abandonar la política. Dijo que era lo mejor para él, para el PP y para España. Los motivos él los sabrá, pero es imposible ponerle un pero a su marcha. Ha dicho que se iba y se ha ido. Sin más, sin escondites ni atajos.

Deja el escaño en el Congreso para el que fue elegido en junio de 2016 lo que implica no sólo dejar ese sueldo, sino el aforamiento que todos los diputados tienen. Pero es que, además, rechaza el estatus de ex presidente. ¿Deja de ser expresidente?

No, lo que deja es de tener sueldo vitalicio, secretaria/o, conductor oficial… Rajoy ha dado una lección que ni la izquierda nunca se atrevió. Porque es fácil criticar a otros pero luego es bastante complicado asumir las reivindicaciones propias cuando nos afectan directamente.

Ha vuelto de inmediato a su puesto de trabajo, al que tenía antes de dedicarse a la política. Claro que para eso tenía que tener un trabajo previo, cosa que muchos de los que se dan golpes en el pecho de políticos ejemplares no pueden decir. A lo mejor a otros les gustaría hacer como a Mariano Rajoy, pero no podrían volver donde nunca estuvieron.

A partir de ahora, a todos los grandes políticos se les mirará con lupa su comportamiento una vez dejen la política. Rajoy, después de haber sido ministro, vicepresidente y presidente del Gobierno durante muchos años, podría haber vivido el resto de su vida con un estatus de expresidente. Pero no, ha decidido vivir de su trabajo como registrador de la propiedad.

Ni los que se llaman a sí mismos herederos del 15M hubieran imaginado nunca un comportamiento similar. Y mucho menos de un político del Partido Popular. Y eso solo si hablamos del carácter público. Si miramos a su faceta de presidente del PP, ni dedazo, ni sucesión controlada, ni delfín ni problemas para que el partido se regenere como debe.

COMENTARIOS

Autor en Andalucia Información

José Antonio Vázquez

Periodista, analista político y especialista en comunicación institucional y corporativa. Vpdte de la Asociación de la Prensa de Jerez

Indivisa

Indivisa busca analizar la actualidad, fundamentalmente de El Puerto, desde la experiencia

VISITAR BLOG
Publicado: 22/06/2018 ·
09:49
Actualizado: 22/06/2018 · 09:49
chevron_left
La era Sánchez
chevron_right
A los corrales