Actualizado: 14:18 CET
Lunes, 03/08/2020

Huelva

El Molino, libre de okupas tras lograr el desalojo a la segunda

Se pone fin a un año de pesadilla de los vecinos del entorno del edificio de la calle Macías Belmonte de Huelva

  • El edificio ocupado, ya desalojado.
  • El primer intento fue el miércoles y este jueves el Ayuntamiento lo ha logrado
  • Se continúa con la limpieza y sellado, mientras la Policía seguirá por la zona
  • Los vecinos piden estar “ojo avizor” para que no vuelva a producirse otra ocupación

Los vecinos de la barriada de El Molino han visto, al fin, la luz al final del túnel. Atrás queda un año de pesadilla, intensificada a raíz del estado de alarma, que los llevó en las últimas semanas hasta a tomar la calle para reclamar una solución que este jueves ha llegado.

Al segundo intento, el Ayuntamiento de Huelva ha logrado el desalojo voluntario del edificio ocupado en la calle Macías Belmonte que traía de cabeza a los vecinos del entorno.

A mediados de junio se produjo una reunión entre el Ayuntamiento y los vecinos que se saldó con el compromiso municipal de mantener vigilancia policial diaria en la zona e intentar activar todas las opciones posibles para desalojar el edificio que, en palabras de los vecinos de El Molino,  albergaba “todo lo indeseable”.

Y ha cumplido su promesa, como así resalta Teresa Paus, representante de los vecinos afectados, que no duda en agradecer la labor del Consistorio, intensificada en las últimas 24 horas.

Así, este lunes se personaron en el inmueble ocupado para iniciar la limpieza y sellado de las viviendas vacías e intentar el desalojo voluntario.

Normalidad restaurada


No fue posible, pero sí lo ha sido a la segunda. Así lo indicaba este jueves el propio Ayuntamiento, al anunciar que se ha finalizado el desalojo del edificio ocupado en la calle Macías Belmonte, una actuación que ha contado con la implicación de varios servicios municipales y la Policía Local al objeto de “acabar con la ocupación ilegal de un inmueble de esta calle y restaurar la normalidad en la zona”.

También advierten que la presencia policial continuará en toda la zona hasta que finalicen los trabajos de limpieza y desinfección y se termine de sellar todo el edificio “para evitar futuras ocupaciones”.

En la línea, recuerdan que “tras un acuerdo plenario del mes de junio, venimos trabajando desde las diferentes áreas implicadas en el trazado de un protocolo ágil y eficaz que nos permita evitar y atajar este tipo de situaciones en nuestra ciudad”.

Igualmente, la Junta Local de Seguridad, en su última reunión, también ha aprobado el diseño de un protocolo propio para abordar este problema en la capital, implicando a todos los Cuerpos de Seguridad en las actuaciones de prevención y solución de los casos de manera conjunta.

Los vecinos de El Molino ya pueden respirar tranquilos, pero Teresa Paus llama a no bajar la guardia. Por eso pide que estén “ojo avizor”, y ante cualquier “movimiento extraño”, “lamen a la Policía Nacional.

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
El Puerto de Huelva aprueba medidas económicas de reactivación ante el Covid-19
chevron_right
Huelva, sus barrios y sus toreros en el emotivo pregón de Leandro Alfonso