Actualizado: 15:29 CET
Martes, 20/08/2019

Huelva

Condenado a 10 meses por robar tres colonias en un supermercado

El juez también lo condena a pagar 17,97 euros al establecimiento por los daños causados en los efectos sustraidos

  • Palacio de Justicia de Huelva.

El Juzgado de lo Penal número 4 de Huelva ha condenado a un hombre a diez meses y medio de prisión por un delito de robo con violencia de menor entidad en establecimiento abierto al público en grado de
tentativa y a pagar 186 euros de multa, a razón de seis euros durante un mes, por un delito leve de lesiones, por robar unos botes de colonia en un supermercado de Cartaya y agredir al vigilante de seguridad que le interceptó.

Según reza en la sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, el juez también lo condena a pagar 17,97 euros al establecimiento por los daños causados en los efectos sustraidos, y al guardia de seguridad una indemnización de 240 euros por las lesiones causadas.

El juez considera probado que sobre las 13,00 horas del 13 de diciembre de 2018, este hombre, en situación administrativa irregular en España, mayor de edad y sin antecedentes penales, con un firme
propósito de obtener un enriquecimiento patrimonial a costa de lo ajeno, acudió al establecimiento e hizo suyos tres botes de colonia, valorados cada uno de ellos en 5,99 euros".

En el momento en el que salió del establecimiento, en posesión de tales efectos, el vigilante de seguridad, quien lo había visto a través de las cámaras de seguridad, le requirió para que le acompañara al interior y para que devolviera los efectos, no obstante, el condenado, con el propósito de abandonar dicho lugar en posesión de los mencionados botes y consciente de las consecuencias que para el guardia se podría derivar de su actuación, comenzó a forcejear con aquel propinádole empujones y tirándolo al suelo.

En ese momento fue interceptado por agentes de la Guardia Civil, quienes hallaron entre sus efectos los botes de colonia, que no pudieron ser puestos de nuevo a la venta al encontrarse deteriorados.

Como consecuencia de ello, el vigilante sufrió lesiones, por las que reclama, consistentes en erosiones en la rodilla izquierda y antebrazo derecho, dolor y edema de la zona, para cuya curación requirió una primera asistencia facultativa, así como ocho días de curación, sin que ninguno de ellos fuera impeditivo y sin que consten secuelas.


Por último, el juez acordó conceder al penado la suspensión de la pena de prisión impuesta en la presente sentencia durante el plazo de dos años, bajo condición de no delinquir durante el plazo de suspensión y de cumplir con el pago de la responsabilidad civil a la que ha sido condenado, no obstante para el caso de incumplimiento de cualquiera de las condiciones impuestas, podrá procederse a la revocación de la suspensión concedida.

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Un fallecido al salir su vehículo de la HU-5101 y caer por un desnivel
chevron_right
Jóvenes de 14 municipios conocen alternativas al consumo de alcohol