Actualizado: 16:33 CET
Miercoles, 22/05/2019

Huelva

Remontada con alma y fe

El Recreativo iguala la mejor racha de partidos sin perder de su historia con un 1-2 en la Ciudad Deportiva José Ramón Cisneros ante el Sevilla Atlético

Sevilla Atlético-Recre.

1

Sevilla Atlético-Recre.

2

Sevilla Atlético-Recre.

3

Sevilla Atlético-Recre.

4

Sevilla Atlético-Recre.

5

Sevilla Atlético-Recre.

6

Sevilla Atlético-Recre.

7

Una remontada con alma y fe. Un obús de Diego Jiménez impactó ligeramente en Fernando Llorente y el balón se coló dentro de la portería en el tiempo de descuento. Era el gol de la victoria, que certificaba la remontada ante el Sevilla Atlético, y miles de recreativistas explotaron de felicidad. El Recre es casta y corazón. No dio el partido jamás por perdido y logró una remontada con alma y fe en la Ciudad Deportiva José Ramón Cisneros.

El Decano suma 18 jornadas seguidas sin perder e iguala su mejor racha de la historia. Sigue siendo colíder del grupo IV con el Melilla y este domingo tiene su primera posibilidad para sellar matemáticamente su pase a los playoff de ascenso.

Alberto Quiles fue la brújula de los onubenses y Caye Quintana tuvo la valentía para lanzar el primer penalti a favor del Recre de la temporada. Curiosamente dos jugadores nacidos en Huelva y que lograron conquistar Sevilla.

El mazazo llegó muy pronto. En el minuto 4, una salida de balón desafortunada terminó con gol sevillista. Juanpe dio un pase a la espalda de Israel Puerto y Pepe Mena definió con calidad al palo largo. Antes, Quiles cabeceó muy forzado a las nubes.

El Recre debía recomponerse tras ponerse por detrás en el marcador. Algo que no pasaba desde hacía meses. El Sevilla Atlético le dio el balón al Decano y se limitó a defender y salir a la contra. El meta Javi Díaz realizó un paradón a disparo de Quiles.

A la media hora sorprendió el filial dirigido por el lepero Luci Martín con una contra de manual, que terminó con un chut de Chris Ramos repelido por Marc Martínez. Con victoria local terminó la primera mitad.

Tras la reanudación se vio otro partido. El Recre fue infinitamente superior al Sevilla Atlético. El técnico José María Salmerón le dio más velocidad al equipo por el centro con la entrada de Víctor Barroso y acompañó a Caye Quintana en ataque con el trabajo de Carlos Fernández.

El filial sevillista defendía en el balcón de su área y dejaba al Recre combinar hasta zona de tres cuartos. Israel Puerto lo intentó con un cabezazo y Jesús Valentín disparó desde fuera del área. El lateral sevillista Manu Sánchez vio dos amonestaciones en el 46’ y en el 66’ y dejó a su equipo con uno menos.

Quiles lanzó alto un libre directo en la frontal del área. Caye Quintana se abrió hueco varias veces entre los centrales locales pero no veía portería. El isleño protestó un claro penalti que le hicieron y que el colegiado no se atrevió a señalar.

Marc Caballé tuvo que entrar por Pablo Andrade, que se retiró por dolencias físicas. El Recre apretaba hasta que Felipe Rodríguez le dio un pisotón a Quiles dentro del área. El árbitro madrileño lo pitó. Se trataba del primer penalti a favor de la temporada para los onubenses. Caye Quintana, el ‘killer’ recreativista, no lo dudó, colocó el balón en el punto de penalti e hizo el empate a uno con un disparo fuerte y a la izquierda. Éxtasis albiazul en las gradas. Ese gol significaba el empate a uno a falta de trece minutos para el final del envite.

El Recre creyó que podía ganar y lo consiguió. Trabajó hasta el final, sin descanso. La afición no paraba de animar. El Sevilla Atlético abusó de un juego agresivo para tratar de desestabilizar a un Recre que tenía muy claro que había que ir a por el segundo gol.

Corría el minuto 93, a uno de terminar el choque, y Diego Jiménez soltó un obús desde fuera del área. Fernando Llorente rozó el balón y se coló dentro del área ante la estirada de Javi Díaz.

Ese gol significaba que el Recre ponía un pie y medio en los playoff de ascenso y la afición decana lo festejó como tal. Muchos de los aficionados lloraron de la emoción y de la alegría. Muchos años en la ruina para vivir un momento así. Todo puede pasar y más con este equipazo.

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Alahurín y Sporting, campeones benjamín y femenino de la Gañafote Cup
chevron_right
Un punto en el último suspiro