Actualizado: 21:02 CET
Viernes, 23/08/2019

Huelva

Los vecinos de Costa de la Luz se levantan contra la inseguridad

Anuncian movilizaciones para exigir soluciones a la problemática del local ocupado ilegalmente en el barrio

  • Intervención policial.

Hasta aquí hemos llegado. Es lo que dicen de forma unánime los vecinos y comerciantes de la avenida Costa de la Luz y la calle Punta Umbría de la capital, que han decidido convocar movilizaciones ante la situación de inseguridad que viven a diario, fundamentalmente, por la ocupación ilegal de uno de los locales del barrio. Reunidos en asamblea, los integrantes de la reciente Asociación de Vecinos Costa de la Luz de Huelva acordaron por unanimidad este miércoles salir a la calle para exigir a las autoridades que actuen de forma “urgente” y pongan fin al “grave y acuciante problema” que vienen padeciendo desde hace varios años. Según han detallado a Viva Huelva desde el colectivo vecinal, la intención de los vecinos es manifestarse el próximo 4 de abril. En el caso de que no reciban autorización para ello por ser período electoral acordarán otras medidas de protesta alternativas, como puede ser la colocación de banderas en los balcones. En cualquier caso, los vecinos tienen claro que quieren alzar la voz porque consideran que la situación ha llegado a un punto insostenible. Desde la asociación vecinal explican que el problema más grave que vive la zona reside en los bajos de un edificio, concretamente en el número 16 de la calle Punta Umbría, un local vacío que lleva un par de años ocupado ilegalmente y se ha convertido “en centro neurálgico de gorrillas, drogadictos y prostitutas”. Son muchas las gestiones que tanto los vecinos como el propietario actual del inmueble, Aliseda Servicios de Gestión Inmobiliaria SLU, han realizado desalojar el edificio. Sin embargo, ninguna de ellas ha obtenido resultado. La situación de ocupación ha sido denunciada por el propietario ante los tribunales para conseguir el desalojo del local pero el proceso aún no se ha resuelto, indican desde la asociación. El hecho de que los ocupantes sean personas itinerantes dificulta aún más que se llegue a una solución administrativa del asunto. Mientras el proceso judicial sigue su curso, la situación del barrio empeora. Desde la asociación explican que tienen que sufrir “situaciones complicadas y desagradables” como peleas frecuentes o “entrar en tu bloque y ver a una persona fumando o pinchándose”. Ha habido, incluso, quien se ha enganchado de forma ilegal a la red de suministro eléctrico del edificio. Los vecinos admiten que  “la Policía Local y la Policía Nacional están constantemente en la zona” pero que, a pesar de ello, “los trapicheos son continuos”. Ante esta situación, los vecinos han escrito una carta al alcalde de Huelva, Gabriel Cruz, pidiendo que tome cartas en el asunto para solucionar éste y otros problemas que tiene el barrio. Sin embargo, dicen, aún no han tenido respuesta. Hace un mes, explican, recibieron la visita del concejal de Infraestructuras del Ayuntamiento, Luis Albillo, quien pudo comprobar en persona las necesidades de la zona pero no ha habido ningún paso adelante a pesar de que, consideran, “el Ayuntamiento tiene mucho que decir en este asunto”. En este sentido, la asociación explica que no sólo sufren problemas de inseguridad ciudadana sino también de tráfico e infraestructuras. La circulación y el aparcamiento en el barrio “se ha convertido en un caos”, exponen, desde que el abrió sus puertas el hospital Costa de la Luz. El centro hospitalario, detallan, ha generado “una afluencia intensa de vehículos, sobre todo, en horario de consultas externas”. Las autoridades municipales, añaden, “conocen perfectamente que las infraestructuras del barrio no están preparadas para soportar el actual movimiento de tráfico que se genera”. Por ello, considera la Asociación de Vecinos, deben adoptar “resoluciones que pongan fin al calvario que están sufriendo los vecinos y comerciantes”. Así, solicitan un estudio de movilidad de la zona que tenga en cuenta las conexiones con el puente así como, insisten, “una solución definitiva a los problemas de aparcamientos”. Asimismo, los vecinos y comerciantes de la avenida Costa de la Luz y la calle Punta Umbría creen que el Consistorio debe poner en marcha una batería de medidas para “paliar el aislamiento que sufre el barrio”. Hay otros muchos signos de que la zona necesita la intervención municipal, dicen, como puede ser el estado de las infraestructuras y la necesidad de renovar el acerado. El colectivo sostiene que la situación de las infraestructuras es tan deficiente en muchos casos que “son un auténtico peligro para los innumerables viandantes” que frecuentan el barrio. Cansados de no encontrar solución a sus problemas, los residentes de la zona decidieron agruparse el pasado mes de diciembre en la Asociación de Vecinos Costa de la Luz de Huelva. En menos de cuatro meses el colectivo ha conseguido agrupar ya a más de 300 personas.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Onubenses en la amplia isidrada
chevron_right
El remoergonómetro llega al Andrés Estrada