Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Sábado 29/01/2022  

Granada

Finaliza en Granada el rodaje de "Secaderos", ópera prima de Rocío Mesa

Filmado a lo largo de seis semanas en diversas localizaciones de la Vega de Granada

  • Rodaje.

La directora granadina Rocío Mesa acaba de finalizar el rodaje de su primer largometraje de ficción "Secaderos", filmado a lo largo de seis semanas en diversas localizaciones de la Vega de Granada, según han informado este jueves sus promotores.

La película cuenta con la producción ejecutiva de Olmo Figueredo González-Quevedo ("La trinchera infinita", "Adiós") y Paola Sainz de Baranda ("Antes de la quema") por parte de La Claqueta PC y La Cruda Realidad.

También con la coproducción de Belén Sánchez ("La inocencia") por parte de Un Capricho de Producciones, mientras que la norteamericana Amplitud INC participa también en la producción de la cinta.

La adolescente Ada Mar Lupiañez Huertas y la niña Vera Centenera Carnero encabezan un reparto compuesto principalmente por intérpretes no profesionales, originarios de la zona de la Vega de Granada donde se desarrolla esta historia sobre la relación del ser humano con sus pueblos, tanto de quienes los aman como de quienes necesitan escapar de ellos.

Los personajes principales de "Secaderos", Nieves y Vera, encarnan respectivamente estos sentimientos, opuestos pero no distantes.

Mientras que Nieves ha alcanzado la adolescencia y anhela la diversidad de lo urbano, Vera, una niña de ciudad, se siente fascinada por la libertad y la magia de lo rural.

Su directora y guionista, Rocío Mesa, que debutó en el cine con el documental "Orensanz" en 2013, se plantea "Secaderos" como un homenaje a esos escenarios rurales y a quienes los habitan.

"Crecí en Las Gabias, una pequeña localidad rural de la Vega de Granada. El paisaje de mi infancia, a los pies de las montañas de Sierra Nevada, estaba repleto de secaderos de tabaco: enormes construcciones vacías que reinaban sobre el paisaje. Ante mis ojos de niña, que poco sabía de historia o agricultura, estas casas gigantes eran misteriosas guaridas de monstruos que cuidaban de la tierra", ha explicado.

Con esta película pretende proponer un ejercicio de reencuentro entre el hombre y el paisaje, un enfrentamiento pacífico a la idea del pueblo, una historia de verano, un relato sobre el florecer humano y el cambio en la geografía. 

TE RECOMENDAMOS