Actualizado: 16:46 CET
Lunes, 03/08/2020

Granada

Denunciados por adentrarse con motos acuáticas en La Herradura

En el término municipal de Almuñécar (Granada), y a un individuo que se acercó a menos de 50 metros de dicho acantilado

  • Guardia Civil.

La Guardia Civil ha denunciado a tres individuos que se adentraron con sus motos náuticas en la Cueva de las Palomas, perteneciente al Paraje Natural Acantilados de Maro-Cerro Gordo, en el término municipal de Almuñécar (Granada), y a un individuo que se acercó a menos de 50 metros de dicho acantilado.

El Servicio Marítimo Provincial de la Guardia Civil de Granada ha identificado y denunciado hasta el momento a tres de los doce individuos que pilotaban una docena de motos de agua de gran cilindrada por adentrarse en el interior de la Cueva de Las Palomas, el pasado día 20 de junio, "poniendo en peligro la riqueza y diversidad de este Paraje Natural Protegido", informa en un comunicado.

La Guardia Civil abrió una investigación tres días después, cuando supo que existía un vídeo circulando por las redes sociales de internet "en el que se ve a estos individuos con sus motos acuáticas dentro de la cueva". Este hecho provocó una "gran indignación entre los vecinos y autoridades locales por la falta de respeto y consideración hacia este espacio natural".

En esta cueva tiene especial importancia la existencia de importantes poblaciones de coral naranja --'Astroides calycularis' y de 'Patella ferruginosa'-- que son especies catalogadas como vulnerables a la extinción en el Catálogo Español y Andaluz de Especies Amenazadas.

El Servicio Marítimo también ha sorprendido y denunciado a un individuo que el pasado 4 de julio se encontraba con su moto de agua a menos de 50 metros de la zona de acantilados del Paraje Natural Acantilados de Maro-Cerro Gordo, junto a la Cueva de las Palomas. Estos cuatro individuos han sido denunciados ante la Delegación Provincial de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía.

OPERACIÓN VERANO 2020
La Guardia Civil, durante la operación Verano 2020, controlará y vigilará las embarcaciones de recreo, motos de agua incluidas, en la costa granadina con el fin de salvaguardar la seguridad de los usuarios de estas embarcaciones y para evitar que se invadan las zonas de baño y se ponga en peligro a los bañistas.


De este modo, comprobará que los responsables de las embarcaciones dispongan de los seguros obligatorios, certificados de navegabilidad y titulación correspondiente. Los agentes también realizarán inspecciones en los establecimientos dedicados al alquiler de embarcaciones y motos acuáticas, e intentarán concienciar tanto a usuarios esporádicos como a profesionales del buen uso de estas embarcaciones.

La Guardia Civil quiere recordar la normativa que regula el uso de estas embarcaciones de recreo (R. D. 259/2002, de 8 de marzo), en el que se establece que para el uso de este tipo de embarcaciones se debe estar en posesión de la correspondiente titulación; y se impone a las empresas de alquiler obligaciones de funcionamiento con el fin de garantizar la seguridad de los clientes.

Del mismo modo, las motos acuáticas deberán estar registradas y contar con el correspondiente seguro de responsabilidad civil. En todo caso, el uso de motos acuáticas está reservado a mayores de 18 años, o 16 años si cuentan con una autorización escrita del padre o tutor legal. "La navegación la realizarán fuera de las zonas de baño estén o no balizadas y todas las embarcaciones que salgan o se dirijan a la playa deben hacerlo por los canales habilitados para ello". Cualquier usuario de moto náutica, aún siendo pasajero, deberá llevar un chaleco salvavidas homologado, y se recomienda, además, el uso de traje isotérmico y no separarse más de una milla de la costa.

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad Ai
chevron_left
Julio Anguita contará con una plaza con su nombre en Láchar
chevron_right
Ayuntamiento destaca el impulso de declaración de Fajalauza como BIC