HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 14:20 CET
Lunes, 18/11/2019

Expositor

Mandanga y mandangas

La semana de tránsito entre los puentes y la Navidad propiamente dicha tiene mandanga y mandangas. Flema, indolencia, pachorra. Tonterías, cuentos, pejigueras..

La semana de tránsito entre los puentes y la Navidad propiamente dicha tiene mandanga y mandangas. Flema, indolencia, pachorra. Tonterías, cuentos, pejigueras. Susana Díaz y Paco Reyes, con la complicidad de Rodríguez Zapatero y Micaela Navarro, idearon una gran demostración de fuerza en Jaén convocando en Ifeja para este viernes, 16, un gran mitin conmemorativo del décimo aniversario de la Ley de la Dependencia. La capacidad organizativa de la potente agrupación provincial jienense volcada en pos del encumbramiento orgánico de la lideresa andaluza, so pretexto del cumpleaños de una iniciativa socialista paradigmática en la dignificación de las personas incapaces de valerse por sí mismas y de sus familiares cuidadores. Toda una proeza su sostenimiento en medio de una virulenta crisis económica que tiene cuestionado y condicionado su pleno desarrollo.


Las exigencias, coercitivas e inaplazables, de combate del déficit público a las comunidades autónomas –caso de Andalucía- por parte de la Administración central y de la Unión Europea, convirtieron en quimérico el mantenimiento del Estado del Bienestar tal y como lo veníamos disfrutando. Fue entonces cuando la Junta premió internamente entre los mandos sanitarios el celo en la aplicación de una política de racionalización de recursos que favoreciera, por ejemplo, la concentración hospitalaria. Esta reconversión por las malas, vendida a la opinión pública de la peor manera posible, provocó en Granada una movilización sin precedentes que llegó a concentrar en la protesta, en la tercera y última manifestación celebrada, entre ochenta mil y cien mil personas. La ‘Marea blanca’ liderada por el médico de urgencias Jesús Candel, ‘Spiriman’, todo un fenómeno sociológico merced a las redes sociales y a la horizontalidad rebelde y transgresora surgida en este país con el Movimiento ’15-M’. ‘La Marea blanca’ de ‘Spiriman’ no solo ha paralizado la fusión hospitalaria de Granada, sino que ha obligado al Ejecutivo andaluz a transigir.
Tras el último encuentro de negociación del jueves, 1, las partes se emplazaron a conocer una nueva propuesta de la Junta en no más de dos semanas. Como quiera que el plazo expira precisamente el día 16 y los responsables del Gobierno andaluz no han tomado medida alguna con respecto al cese de los principales ideólogos de la fusión –En el punto de mira se halla, sobre todos los demás, el viceconsejero Martín Blanco-, exigencia imperativa de la plataforma ‘Granada por su salud’, ‘Spiriman’ anunciaba mediante un vídeo en su muro de Facebook la intención de trasladar la cuarta manifestación a Jaén, fundirla con la ‘Marea del Cucharón’, versión jaenera del rechazo interno a los recortes hospitalarios en la sanidad pública, y hacerla coincidir con el mitin de Susana y Zapatero. ". "Nos vemos el 16, Susana Díaz. Ya sabes lo que tienes que hacer si no quieres que vayamos". La garantía de dos hospitales completos para Granada y que rueden cabezas, como gesto preliminar de buena voluntad.


La aplicación en Jaén del modelo trazado por el SAS de cara a la racionalización de recursos hospitalarios adquirió forma con el ‘Plan de Mejora de la Calidad del Complejo Hospitalario de Jaén’, que incluye propuestas como la unificación de Neurología y Neurocirugía en la sexta planta del Neurotraumatológico, dejando más espacio asistencial en el Médico-Quirúrgico, así como pruebas diagnósticas más digitalizadas –Telemedicina-, reduciendo así la necesidad de hospitalización. Pero la ‘Marea del Cucharón’, trabajadores de la sanidad pública en Jaén arropados por los partidos políticos más representativos, a excepción del PSOE, incluidos aquellos que defienden el copago sanitario, no ve virtualidad alguna en el plan del gerente Salcedo Lagullón. Ni siquiera el incremento de 30 camas en la sexta planta del Neurotraumatológico. Millón y medio de euros de inversión, recalcan, cuando en algunas habitaciones hospitalarias todavía subsiste la tercera cama. Unas cuantas horas después del pulso de ‘Spiriman’ a Susana –con escenarios cargados de simbolismo en la Institución ferial y en la Plaza de la Concordia-, si el cese de Martín Blanco en el Consejo de Gobierno de la Junta de mañana no lo impide, el sábado, Mariano Rajoy presidirá la jura de bandera de la 122 promoción de cabos y guardias de la academia benemérita de Baeza. Allí, al contrario de lo que ocurre en la sanidad hospitalaria y la dependencia, la recuperación del gasto público –empezando por la oferta de empleo- sube el listón a un punto previo al estallido de la burbuja inmobiliaria. Más tricornios y menos batas blancas, con la cara dura de la mandanga –Flema, indolencia, pachorra- más descarnada, y la certeza de que nuestras actuales cuitas por el deteriorado sueño del Estado del Bienestar no son mandangas –Tonterías, cuentos, pejigueras-. O sea.

COMENTARIOS

chevron_left
El caso es que no hay caso
chevron_right
Líderes entre dos aguas