El tiempo en: Andalucía
Viernes 27/11/2020

El Puerto

El Puerto acogió en verano a dos y tres veces más de su población empadronada

Son datos del estudio de movilidad de la población a partir del posicionamiento de los teléfonos móviles, del Instituto Nacional de Estadística (INE)

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • Playa de La Muralla.

Los movimientos de los españoles a destinos vacacionales este verano fueron un 20 % inferiores a los del periodo estival del año anterior y la movilidad cotidiana actual sigue estando por debajo del nivel previo a la pandemia, a pesar del aumento que se registró tras finalizar el estado de alarma.

Son datos del estudio de movilidad de la población a partir del posicionamiento de los teléfonos móviles, del Instituto Nacional de Estadística (INE), que se han hecho públicos este miércoles, y que analiza los movimientos de los residentes en España desde el 24 de junio hasta la fecha.

La movilidad se estudia desde dos perspectivas: la cotidiana (dos días por semana, todos los miércoles y domingos desde el 24 de junio) y la estacional (el 18 de julio y 15 de agosto).


Los datos se refieren a los desplazamientos entre las 3.214 áreas en las que el estudio divide España.

MOVILIDAD COTIDIANA

Tras finalizar el estado de alarma, el miércoles 24 de junio, el 19,4 % de la población abandonaba su residencia durante las áreas centrales del día, posiblemente para ir a trabajar o estudiar, a otra área diferente, lo que supone 10 puntos menos que en noviembre de 2019, antes de la pandemia, que era del 29,2 %.

Desde finales de junio el porcentaje de población que abandona su área de residencia ha oscilado entre el 18,3 % y el 22,2 % para un miércoles en horario laboral, aunque la tendencia ha sido descendente durante las últimas semanas de octubre y noviembre.

Mientras que en noviembre de 2019 la población que salía de su área de residencia superaba el 70 % en algunas zonas, el 11 de noviembre de este año, el mayor éxodo sólo rebasaba el 40,0 % en algunos barrios de Sant Boi de Llobregat (Barcelona), Alcoi (Alicante) o Barcelona.

Las dos áreas que más población recibían a diario ese mes, Alcobendas y Ciudad Universitaria de Madrid, han dejado de serlo, debido posiblemente, según el INE, al teletrabajo y la educación en red.

En noviembre de este año, las áreas que más población reciben a diario son Elche, Madrid y Barcelona, con flujos por encima de las 23.000 personas, un 36 % menos que en 2019.

EL VERANO

Al igual que en 2019, el área de Noja (Cantabria) es la que mayor aumento de población experimenta de toda España. Pasó de 6.407 residentes a 36.663 personas pernoctando la noche del viernes 17 al sábado 18 de julio, un 3 % más que el año anterior.

Por su parte, Sallent de Gállego, en el Pirineo oscense, multiplicaba su población por más de tres, pero era un 24,7 % inferior que un año antes.

En áreas como El Puerto de Santa María, Peñíscola y Oropesa del Mar, en Castellón, Gandía (Valencia) o Punta Umbría (Huelva), la población que pernoctaba era entre dos y tres veces superior a la empadronada, pero, de media, un 26,7 % inferior a la de 2019.

El análisis de la noche del viernes 14 al sábado 15 de agosto refleja un patrón muy parecido, aunque, en general, con más población desplazada de su lugar de residencia.

Así, en Noja (Cantabria) se concentraba un 450 % más de lo habitual (un 549 % más en 2019).

Además, zonas montañosas como Sallent de Gállego y Valle de Hecho, en Huesca, o Alp (Girona); costeras como Oropesa del Mar o Peñíscola, en Castellón, y Platja d'Aro (Girona) y de interior como Casalarreina (La Rioja) o Valle de Valdebezana (Burgos) fueron los destinos más frecuentados, aunque las pernoctaciones en 2019 fueron de media un 19,8 % superiores a las de este año.

ÉXODO VERANIEGO EN GRANDES CIUDADES

En cuanto a las áreas con más de 10.000 habitantes, algunas zonas de Salamanca, Zaragoza, Valencia y León y en las provincias de Barcelona y Madrid, se localizaba menos del 25 % de los residentes el 15 de agosto de 2020.

En cuanto a las grandes ciudades de España, los principales destinos de las personas con origen en Madrid se situaban en verano en Denia y Gandía, en la costa levantina, Chiclana y Marbella.

En el caso de Barcelona, la costa catalana o el pirineo, principalmente lugares como Palafrugell, Calafell o Platja d’Aro.

Los ciudadanos de Valencia han elegido destinos de la costa levantina (sobre todo Jávea y Denia), los de Sevilla han optado por zonas costeras de Cádiz y Huelva como Chipiona, Rota o Almonte, y los de Zaragoza por áreas montañosas como Sallent de Gállego y Jaca y de la costa catalana (Salou).

La situación en 2020 es análoga a la del verano de 2019, aunque entonces los flujos de personas fueron superiores en un 30,6 %, de media, a los de este año.

ÁREAS LLENAS Y VACÍAS

Sin tener ningún destino turístico muy destacado, la provincia de Ávila era la que más población ganaba el 18 de julio de 2020, con un aumento del 27,2 % (33,4% en 2019), especialmente en localidades como Navaluenga y Sanchidrián.

La segunda provincia donde se registraba mayor crecimiento ese día era Segovia (25,4 %), seguida de Cantabria (23 %).

Por el contrario, algunas provincias como en Madrid ese día sólo se encontraba un 78 % de sus residentes; en Vizcaya, un 82,5 %, y en Zaragoza un 84,8 %.

Algunas áreas urbanas estaban prácticamente vacías. En el barrio de Canyelles (Barcelona), Alcoi (Alicante) o Sant Boi de Llobregat (Barcelona) algunas zonas contaban con menos del 15 % de su población.

También se vaciaban algunas ciudades de más de 50.000 habitantes: Alcalá de Henares y Pozuelo de Alarcón, ambas en Madrid, contaban el 15 de agosto con menos del 41 % de su población, y Elda (Alicante), con menos del 45 %.

COMENTARIOS