HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 11:20 CET
Viernes, 21/06/2019

Editorial Sevilla

El árbol y las ramas

El denso árbol municipal no precisa de nuevas ramas en forma de empresa de obras cuando ya están Urbanismo, Emasesa y Emvisesa

El alcalde tiene una duda existencial: si crear o no una nueva empresa municipal que se dedique a la ejecución de las pequeñas obras en los barrios y con una mayor agilidad que hasta ahora. Sabido es que el recurrente argumento de la agilidad para librarse de los lentos, pero mucho más garantistas, trámites burocráticos ha servido en demasiadas ocasiones de perfecta coartada para ir formando un árbol administrativo cada vez más denso, con todo tipo de entes y recargado de personal y de nóminas que acababan desvirtuando el supuesto objetivo fundacional. A la famosa Administración paralela de la Junta de Andalucía y al reciente ejemplo de la Agencia de Instituciones Culturales, con mínima actividad, podemos remitirnos con total propiedad.

Cuando el propio Espadas procura concentrar en un único organismo las dispersas funciones y competencias turísticas existentes en el organigrama municipal, menos se comprende aún que se plantee ir en dirección contraria en materia de obras por el matiz de que sean mayores o menores. El Ayuntamiento ya dispone de una Gerencia de Urbanismo, la cual encarga la ejecución de obras a Emasesa y/o Emvisesa. También de un área de Edificios Municipales que, entre otros, se encarga de los trabajos en los colegios y cuya actividad podría ampliarse a Vía Pública. Por tanto, el árbol municipal no necesita de nuevas ramas, sino que florezcan las que ya tiene.

COMENTARIOS

chevron_left
El “circo mediático”
chevron_right
Málaga rompe el eje