HOY ES NOTICIA:
Actualizado: 11:33 CET
Martes, 20/11/2018

Editorial Andalucía

Termómetro en el cajón

La Junta de Andalucía lleva ya dos años sin divulgar ninguna encuesta de satisfacción de los usuarios sobre la asistencia sanitaria que reciben

La Consejería de Igualdad,  Salud y Políticas Sociales expone en su página web que constituye un objetivo “de primer orden” la medida de la satisfacción de los andaluces a través de encuestas específicas. “En primer lugar -explica-, porque permite escuchar directamente a los ciudadanos acerca de qué opinan de los servicios que reciben. Nos interesa activamente -afirma- su opinión. En segundo lugar, porque consideramos que la medida de la satisfacción es una medida de resultado de la atención sanitaria. En este sentido, hemos incorporado la calidad percibida como una línea de gestión y evaluación de los centros asistenciales y los resultados de las encuestas -añade- son herramientas poderosas para conocer demandas y resultados, así como para introducir planes de mejora concretos. Y en tercer lugar, porque nos permite monitorizar los cambios y las innovaciones en los servicios desde una perspectiva inexplorada a gran escala en los servicios de calidad pero fundamental en la evaluación como es desde la experiencia asistencial de los usuarios”.

a toda esta apología, que hemos dejado aquí pero que sigue en la literatura oficial, de las encuestas de satisfacción a la sanidad andaluza, reiteradamente calificada por la Junta como “la joya de la corona” de nuestro sistema, el Gobierno autonómico lleva ya dos años sin hacerlas o, lo que sería aún peor, sin divulgar sus resultados en caso de haberlas hecho. Habrá que preguntarse si el Servicio Andaluz de Salud tiene miedo a ponerse el termómetro de las encuestas entre sus usuarios, no vaya a ser que indiquen que padece la fiebre del descontento.

COMENTARIOS

chevron_left
Violencia en las aulas
chevron_right
Susana hace campaña