Actualizado: 23:03 CET
Lunes, 21/09/2020

Deportes

Rosell descarta formar parte de una candidatura para presidir el Barça

Rosell volvió a reiterar que no piensa volver a aspirar a la presidencia del FC Barcelona

  • Sandro Rosell.

El expresidente del FC Barcelona Sandro Rosell descartó este jueves formar parte de una candidatura en las próximas elecciones a la presidencia de la entidad azulgrana, que esta previsto que se celebren durante la segunda mitad de 2021.

"Cuando sepa qué candidatos se presentan, opinaré si creo que vale la pena y, si no, no diré nada, pero no me involucraré en ninguna candidatura", aseguró durante el acto de presentación de su libro 'Un fuerte abrazo' (Editorial Plaza & Jané), en el que narra los 645 días que estuvo en prisión preventiva antes de ser absuelto de los delitos de blanqueo de capitales y organización criminal.

Rosell volvió a reiterar que no piensa volver a aspirar a la presidencia del FC Barcelona: "Le prometí a mi madre que no volvería a hacerlo mientras ella estuviera viva y espero que siga viviendo muchos años. Como dice una amigo mío, nunca digas nuca, pero en este caso la idea es nunca".


Y también descartó formar parte, en el futuro, de la junta directiva que dirija el club. "El que ha sido presidente del Barça ya ha tenido el máximo honor que se puede tener. No tendría ningún sentido ser posteriormente directivo. Nunca entraría en una junta directiva", aseguró.

Por otra parte, Sandro Rosell valoró positivamente el mandato al frente de la entidad azulgrana de Josep Maria Bartomeu, a quien definió como su "íntimo amigo" y, por lo tanto, reconoció que no podía de ser del todo objetivo.

"Todas las valoraciones son subjetivas y discutibles, pero los datos objetivos no engañan y, si miras los títulos, su mandato globalmente es muy bueno, porque el primer equipo de fútbol ha ganado una media de 2,5 o 2,7 títulos por temporada. Y, si miras el tema económico, todos los años el club ha dado beneficios", argumentó.

En la presentación telemática de 'Un fuerte abrazo', también participó el padre Paulino, el parroco de la prisión de Soto del Real y a cuya fundación irán a parar los ingresos que Rosell logre con los derechos de autor.

"Los 'royalties' del libro los destinaré a la fundación del padre Paulino, para que pueda ayudar gente inocente que está en la cárcel, pagándole una defensa como Dios manda para que no tengan que acabar admitiendo delitos que no ha cometido", explicó el expresidente del Barça.

Y es que una los objetivos que se ha propuesto Rosell durante su nueva vida en libertad es investigar el funcionamiento de lo que el califica como "las cloacas del Estado", el "sotogoberno" o "subEstado" con el que dice que se encontró en su caso, "para que no le vuelva a suceder a otras personas".

"No estoy haciendo de justiciero, lo que quiero es buscar la verdad. La injusticia que se ha hecho conmigo es mayúscula y quiero que vosotros mes ayudéis a descubrir por qué", les pidió a los periodistas, a los que invitó a seguir "muy de cerca" la querella que ha interpuesto contra la jueza Carmen Lamela por un presunto delito de prevaricación.

En este sentido, también se refirió a la reapertura del caso por el fichaje del brasileño Neymar da Silva cuando aún era presidente del club catalán, como otro ejemplo de la persecución de la que ha sido objeto.

"Técnicamente el caso no se aguanta por ningún lado. Es un club de fútbol que compra a un jugador de fútbol. Este caso ya lo archivó el juez De la Mata, pero parece ser que alguien lo obligó a reabrirlo, tal como él mismo reconoce en su auto de reapertura", analizó.

En cualquier caso, y aunque asume que le está tocando vivir de nuevo "la parte mala de la justicia", confía en que "al final" volverán a "tener jueces justos y lo volverán archivar, porque es absurdo que este caso lleve tantos años abierto". 

COMENTARIOS

Publicidad Ai
chevron_left
CSD y LaLiga diseñan protocolo para acceso de medios a estadios
chevron_right
Ausilio (Inter) dice que Lautaro solo se irá si pagan su cláusula