Actualizado: 22:07 CET
Sábado, 14/12/2019

Deportes

LaLiga defiende medida cautelar y RFEF rechaza jugar en Miami

LaLiga defendió este jueves en el juzgado de lo Mercantil número 12 de Madrid su petición de medidas cautelares para que el 6 de diciembre se juegue en Miami

  • Javier Tebas.

LaLiga defendió este jueves en el juzgado de lo Mercantil número 12 de Madrid su petición de medidas cautelares para que el 6 de diciembre se juegue en Miami el Villarreal-Atlético de Madrid, a lo que la Federación Española de Fútbol (RFEF) se opuso por ser "totalmente contrario a la normativa FIFA".

El juez Moisés Guillamón escuchó inicialmente los argumentos de LaLiga, representada por la abogada María José López, quien razonó la concesión de la medida cautelar para la disputa del encuentro en Estados Unidos, aceptada por los dos clubes, que hicieron la petición formal a la RFEF junto a LaLiga, además de aludir a la disputa de la Supercopa fuera de España el pasado agosto en Tánger.

La vista se prolongó durante unas dos horas, en gran parte por la amplia exposición a continuación del representante legal de la RFEF, Tomás González Cueto, quien afirmó que jugar el partido en Estados Unidos es "una actuación totalmente contraria a la normativa de la FIFA".


"La justificación se basa en un criterio deportivo que la FIFA deja claro. Nunca se ha celebrado un partido de liga fuera de los países de sus federaciones. La comparación entre Liga y Supercopa no tiene ningún sentido", dijo en alusión a la decisión de la RFEF de que la Supercopa juegue sus próximas tres ediciones en Arabia Saudí, anunciada recientemente.

Para Cueto "los ejemplos de las ligas americanas son absurdos, están fuera del ámbito federativo. La NBA no tiene relación con la federación de baloncesto". "En España eso se puede hacer al margen de la ley del deporte y de las federaciones", añadió.

El representante de la RFEF aludió también al rechazo mostrado por clubes para que el Villarreal-Atlético se juegue en Miami, como el Real Madrid y el Barcelona, según dijo.

"Son las locomotoras del fútbol español. Generan buena parte de los ingresos que luego llegan a todos los clubes. Se niegan frontalmente a la disputa. una solicitud como esta deberá estar aprobada por todos sus clubes y vemos que no lo está", subrayó

Hace un año, LaLiga intentó, también con la oposición de la RFEF, que el Girona-Barcelona se jugara en Miami, con el acuerdo de los clubes, pero el equipo azulgrana desistió finalmente.

"LaLiga ofrece una caución en una actuación totalmente contraria a la normativa de la FIFA y sus consecuencias pueden ser devastadoras para un país que aspira a celebrar el Mundial en 2030. Debería ser al menos de 50 millones de euros", añadió el representante de la RFEF.

El juez denegó las declaraciones de testigos tanto de LaLiga como de la RFEF por no estimarlas relevantes para su pronunciamiento sobre las medidas cautelares pedidas por la patronal, para el que no hay fecha concreta.

También cuestionó que LaLiga haya solicitado la celebración del partido a la Federación de Estados Unidos si contar con el permiso de la RFEF y de la UEFA, que en el reglamento para la celebración de partidos en otro país deben autorizarlo previamente, así como la falta de condiciones excepcionales para cambiar el escenario de un partido y que en este caso sea una empresa la que lo organice.

El partido Villarreal-Atlético, de la jornada 16 de la Liga Santander, está programado para el viernes 6 de diciembre a las 22.00 hora peninsular (21.00 GMT).

COMENTARIOS

Publicidad Ai
Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
El Bayern y el fin de la era Hoeness
chevron_right
Celtics y Lakers imponen condiciones; Rockets y Raptors se consolidan