Publicidad Ai
Publicidad Ai

CinemaScope

Milena Smit y Jaime Lorente se meten en el terror religioso en 'Tin & Tina'

Interpretan a un matrimonio que tras perder a los bebés que esperan, encuentran a dos hermanos pequeños en un convento de monjas

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai

Milena Smit y Jaime Lorente se han puesto a las órdenes del debutante Rubin Stein en "Tin & Tina", un thriller religioso con tintes de terror basado en un corto homónimo de 2013, en el que los actores y el director han trabajado para que el espectador haga "su propio viaje".

Una historia sobre la fe en la que Smit y Lorente interpretan a una pareja de recién casados (Lola y Adolfo) que pierden a los bebés que estaban esperando y que encuentran en un convento de monjas a Tin (Carlos González) y Tina (Anastasia Achikmina), dos hermanos angelicales de siete años por los que siente una atracción inmediata.

Dado que el tema de la religión ocupa un 90 por ciento de espacio en la película, los actores explicaron que desde el primer momento la cinta se posiciona a favor o en contra de ella, por lo que tuvieron que trabajar mucho sus papeles para dejar que el espectador “tomara ciertas decisiones”.

“Tanto el tema de la religión como el de la maternidad fueron dos cosas que me atrajeron en seguida cuando leí el guion -confiesa Smit-, pero ambos temas se han tratado desde una posición neutra y desde el respeto”.

La trama se sitúa en 1981 en el momento en el que Lola descubre que no podrá tener hijos, lo que le provoca una fuerte crisis de fe. La adopción de Tin y Tina parece la solución perfecta, pero la mujer se obsesiona con unos niños que se entretienen con macabros juegos religiosos.

“El personaje de Lola es muy fuerte, porque tiene deseos de maternidad y experimenta una pérdida, dos cosas que jamás deberían ir unidas. Ella llega hasta esos niños con el deseo de darles todo ese amor que no han recibido porque en el fondo se siente identificada con ellos”, apunta la actriz, quien confiesa que sufrió un aborto a los 19 años y fue una cosa que le marcó mucho.

Por su parte, Lorente que ha sido recientemente padre, cuenta que su propia experiencia también le ha servido para prepararse el papel y defiende también defiende el personaje de su compañera ya que la maternidad de antes no es como la de ahora.

“En aquella época el padre y la madre tenían unos roles muy estipulados, él trabajaba, ella se quedaba en casa con los niños. Y eso se ve muy bien en el papel de Lola, ves la vida tan supeditada que tiene y también te ayuda a entender ciertas cosas que le pasan”, señala Lorente, que destaca el “enorme” trabajo que ha hecho su compañera de reparto.

El director de la película tuvo la idea de la historia debido a que cuando era un niño descubrió al leer la Biblia que tenía pasajes "realmente perturbadores,” hasta tal punto que le causaban pesadillas.

“Ahora ya de mayor se me ocurrió volver a leerme la Biblia de nuevo para ver si tenía una película y efectivamente la había, porque esta tiene pasajes tan terribles que en manos de un niño bien intencionado o no podían ser altamente corrosivos. De ahí la pregunta de ¿qué pasaría si dos niños totalmente inocentes interpretan la Biblia al pie de la letra? Y así es como nace el guion”, recuerda.

La cinta, cuenta además con la colaboración especial de Teresa Rabal, en el papel de Sor Asunción, la actriz que regresa a la pantalla después de 40 años sin hacer cine.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN