Patriotismo y Fuerzas Armadas

Publicado: 28/05/2018 ·
Lo cierto es que hoy contamos con unos profesionales sumamente preparados, suficientemente viajados y con dominio de idiomas
Acabamos de celebrar el Día de las Fuerzas Armadas evento instaurado en 1978 para homenajear a nuestros ejércitos y fomentar una mayor integración de éstos en la sociedad. Ha transcurrido tiempo suficiente, por tanto, para asegurar que, si bien todo es mejorable, el objetivo de esta iniciativa ya se ha alcanzado. En la actualidad, estamos en el conocimiento de la intensa actividad que desarrollan, prácticamente, a diario tanto aquí como en las complejas y arriesgadas operaciones internacionales que despliegan mientras que la consideración de la que gozan por parte de los españoles cada vez es mayor tal y como se refleja en los distintos sondeos del CIS que otorgan a los militares una extraordinaria valoración.

Lo cierto es que hoy contamos con unos profesionales sumamente preparados, suficientemente viajados y con dominio de idiomas, muy especializados en materias muchas de ellas sofisticadas y engarzadas a la modernidad y a los últimos avances tecnológicos que exigen estos tiempos tan cambiantes. Sin embargo, tal vez, reste por progresar en la propia concepción que tienen de este colectivo los propios ciudadanos. Más allá del reconocimiento y  respeto hacia lo que hacen, de su interrelación en el ámbito social en el que se insertan, se echa en falta un mayor orgullo por contar con un instrumento tan eficaz y moderno, listo para salvaguardar nuestros intereses como un país libre, democrático, unido y soberano, tal y como recoge nuestra Constitución.

Decía la semana pasada en Sevilla, Alfonso Guerra que ha llegado la hora en la que los progresistas proclamen abiertamente su patriotismo español. Venía a lamentarse de cómo el Visca Cataluña o el Gora Euskadi gozan de todo respaldo mientras que el Viva España sigue siendo denostado por parte de “falsos progresistas de salón” .Pues bien, algo mismo se podría decir de las Fuerzas Armadas. También ha llegado el momento de no sólo sentirnos satisfechos de su trabajo y la labor que realizan, sino, igualmente, de proclamarlo abiertamente, sin complejo alguno. Hay razones más que suficientes para ello por lo que de cara al futuro debe incidirse más en esta línea. Se trata de dotarnos de la autoestima oportuna para reivindicar lo mejor de nuestras instituciones a pesar del especial momento crítico que vive el país. El sentido de patriotismo y de afecto a nuestras Fuerzas Armadas nunca están de más ni,  por supuesto, debe ser patrimonio, en exclusiva, de los sectores más conservadores. Esos sentimientos pueden surtir el efecto aglutinante del que carecemos en la actualidad. Así que rememoremos, sin reserva alguna, este día en el que son protagonistas aquellos que su principal vocación es, ni más ni menos, que servir a España. Felicidades.

Comentarios

© Copyright 2018 Andalucía Información