Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Viernes 25/06/2021

Chiclana

El estudio de inundabilidad de Chiclana estará redactado a principios de 2022

Podrá permitir la modificación de los límites de los suelos inundables en el PGOUy liberar a determinadas parcelas de dicha calificación.

Publicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiPublicidad Ai
  • Río Iro.

El estudio de soluciones de defensa contra inundaciones del río Iro será una realidad en el primer trimestre del próximo año, una vez que la consultora Idom, adjudicataria de dicha actuación, ya ha comenzado con las tareas encaminadas a la elaboración del mismo, para lo que cuenta con un plazo de once meses. “Estamos hablando de un documento en el que se han centrado las principales demandas de este Gobierno Municipal a la Junta de Andalucía en los últimos años y se considera fundamental para el desarrollo económico y urbanístico de la ciudad”, indica el alcalde de Chiclana, José María Román, quien recuerda que, “teniendo en cuenta que el actual Plan de Ordenación Urbana incluye importantes limitaciones en relación con esta materia, éste podría modificarse y posibilitar la reducción de suelos inundables, una vez concluya este nuevo estudio”.

Así pues, teniendo en cuenta la importancia de este asunto, el Ayuntamiento de Chiclana ha trasladado a la Junta su total colaboración y predisposición para trabajar conjuntamente con los técnicos autonómicos y la empresa consultora “con el único objetivo de obtener un informe final que responda de manera integral a la problemática de la inundabilidad en la ciudad y que contribuya a mejorar la vida en la misma”. “Así, contamos ya con proyectos y documentos técnicos redactados que ponemos a disposición de la consultora ldom y de la Junta de Andalucía por si los consideraran útiles para el trabajo que tienen que desarrollar”, resalta el regidor chiclanero.

“Confiamos en que la determinación exacta de la lámina de agua que podría afectar a la inundabilidad en Chiclana, fundamentalmente, en las cuencas del río Iro y del arroyo Carrajolilla, o la definición de posibles soluciones que pudieran implantarse para reducir el impacto de este efecto en la ciudad sean algunos de los elementos que se pongan de manifiesto en este estudio de inundabilidad”, expresa José María Román, quien recalca que “sería, sin duda,  un nuevo escenario en el que se podrían encontrar todas aquellas viviendas y parcelas que en la actualidad se ven afectadas por las restricciones que la norma urbanística les impone derivadas de los actuales límites de inundabilidad”. “Somos conscientes de que uno de los problemas del PGOU es precisamente el de las zonas inundables, sobre todo, tras el estudio de inundabilidad de 2010, en el que buena parte de las cuencas del Iro y el Carrajolilla estaba calificada como inundable, por lo que confiamos en que el nuevo estudio liberes aquellos suelos que entendemos no deben estar calificados como tales”, insiste.

Mapa de Riesgos y Peligrosidad

Hay que recordar que la elaboración de este estudio de inundabilidad va a coincidir en el tiempo con elaboración del Mapa de Riesgos y Peligrosidad de la Demarcación Guadalete-Barbate, que actualmente también está elaborando la Junta de Andalucía. De esta forma, los resultados y conclusiones que se obtengan del caso particular de Chiclana pueden trasladarse a dicho mapa de riesgos y, por tanto, exista consonancia entre ambos documentos.

“Hemos presentado las correspondientes alegaciones a dicho mapa de riesgos y peligrosidad, de cara a que tenga en consideración el estudio de inundabilidad de las cuencas del río Iro y del arroyo Carrajolilla, que entendemos va a tener unos resultados más favorables para los intereses de todos los propietarios de parcelas y viviendas en estas zonas, ya que liberaría suelos que actualmente están calificados como inundables”, ha recalcado el alcalde, quien ha animado a la ciudadanía a participar en el proceso de información pública previo a la redacción del Mapa de Riesgos y Peligrosidad de la Demarcación del Guadalete-Barbate, presentando las correspondientes alegaciones a través del Registro General de Entrada de la Junta de Andalucía o bien a través de cualquier Registro de la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Sostenible.


 

COMENTARIOS