Actualizado: 19:56 CET
Jueves, 16/08/2018

Campo de Gibraltar

Podemos celebra la paralización del proyecto Eolo en Tarifa

Alegan que la obra se inició sin evaluación de impacto ambiental. Equo subraya su participación en la protesta de este sábado

  • Protesta del sábado en Tarifa.

Podemos ha destacado el trabajo de las plataformas Salvemos Valdevaqueros y Valdevaqueros Natural, además de “decenas de personas de Andalucía y fuera de ella, que han luchado por la defensa del litoral y se han manifestado en contra del proyecto Eolo, que ha abandonado temporalmente el promotor”.

Para la formación morada, “a esta presión social se han unido, los errores cometidos por el promotor y las administraciones local y autonómica, con dirigentes muy torpes, y la ausencia de la evaluación de impacto ambiental”.

Desde Podemos recuerdan que “un proyecto que se ubica en un hábitat natural dentro de la Red Natura 2000 debe tener una evaluación de impacto ambiental como marca la Directiva Habitats Europea pero además, aclaran, que el proyecto se ubicaba en dos parcelas y, sin embargo, el promotor sólo solicitó autorización en una de ellas: medio aparcamiento, el carril de acceso y la zona de depuración se diseñó en una finca anexa y distinta”.

En las alegaciones al proyecto presentadas por Podemos, ya se señaló que “el mismo se encuentra y, además, afecta a la Red Natura 2000. Esta evaluación es una evaluación específica exigida por la Directiva Hábitats 92/43/CEE del Consejo, de 21 de mayo de 1992, relativa a la conservación de los hábitats naturales y de la fauna y flora silvestres y la Ley 42/2007, dirigida a evaluar y conocer adecuadamente los efectos que los planes, programas o proyectos pueden tener sobre los espacios protegidos de la Red Natura 2000 antes de que sean autorizados o aprobados”.

Precisamente la Directiva Hábitats indica que “deberán someterse a evaluación todos aquellos planes, programas o proyectos que, sin tener relación directa con la gestión o la conservación de un espacio Red Natura 2000, puedan afectar apreciablemente, tanto individualmente como en combinación con otros planes o proyectos (Art. 45 Ley 42/2007 y art. 6 Directiva Hábitats)”.

En este sentido, el proyecto se encuentra ubicado en “la desembocadura del río del Valle lugar, río y entorno que pertenecen al Parque Natural  del Estrecho, que según el  Decreto 493/2012, de 25 de septiembre, por el que se declaran determinados lugares de importancia comunitaria como zonas especiales de conservación de la Red Ecológica Europea Natura 2000 en la Comunidad Autónoma de Andalucía con el código lic-zepa es0000337 Estrecho del Parque Natural del estrecho como zona especial de conservación y zonas de especial protección para las aves de la Red Ecológica Europea Natura 2000”.

“En definitiva, el lugar conforma un humedal de la máxima importancia dentro del Parque Natural del Estrecho para la migración de las aves y, a diferencia, de una evaluación de impacto ambiental o de una evaluación de planes y programas, la evaluación de repercusiones sobre la Red Natura 2000, sí es vinculante”, señalan.

Por otro lado, indican, “la parcela objeto del proyecto es la catastral 8153805TE5985S0001LG. Así, aparece en  la documentación adjunta a las solicitudes de Licencia de Obra y Licencia de Apertura los documentos: Básico Eolo y Básico Eolo Reformado”.

“Sobre la eliminación de las aguas fecales, la instalación de evacuación de las mismas se compone de colectores de PVC de distintos diámetros y arquetas las cuales impulsan las aguas negras hacia la depuradora existente en el emplazamiento del actual chiringuito ‘Smile’”, alega Podemos.

Sin embargo, aclara, “el emplazamiento del chiringuito ‘Smile’ y la depuradora que se hace mención, no se encuentra dentro de la parcela de la cual es objeto de autorización  de licencia a través de este acuerdo, de fecha 5 de febrero de 2018, de la Junta de Gobierno donde se concede licencia de obra. La parcela 8153805TE5985S0001LG, objeto de esta autorización, no contiene esa depuradora ni el chiringuito ‘Smile’: ambos se encuentran en una parcela distinta, concretamente, en la parcela 8153803TE5985S0001QG, la cual no es objeto de autorización”.

Aclaran también que “parte del aparcamiento proyectado y el carril de acceso sobre en el que ya se están realizando obras en la actualidad se encuentra en una finca catastral distinta a la autorizada. Una parte del aparcamiento se encuentra en la parcela 8153803TE5985S0001QG y otra parte del aparcamiento en la parcela catastral 8153805TE5985S0001LG”.

Así las cosas, “el Ayuntamiento de Tarifa y la Delegación de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía no han detectado este error y siguió el curso del expediente, en ambas administraciones, sin comprobar la disparidad que existía entre la ubicación del chiringuito y su macro aparcamiento y la finca sobre la que se solicitó autorización”.

Es decir, “todo el proyecto y su documentación de inicio, informes técnicos municipales, informes de la Junta de Andalucía, informes y documentos de entidades privadas se realizan y emite sobre la REF. 8153805TE5985S0001LG como indica el Edicto de Alcaldía y no sobre la parcela REF. 8153803TE5985S0001QG”.

Por último, alegan desde la formación morada que “la licencia de obra otorgada para el bar-restaurante (de acuerdo con la documentación técnica presentada y conforme a las superficies indicadas para el establecimiento) corresponde un aforo de 151 personas. Por otro lado el aparcamiento tiene una capacidad máxima para 330 vehículos, lo que se traduce en unas 1.000-1.500 personas, lo cual supera la capacidad de acogida por parte del bar-restaurante autorizado. No existen servicios públicos organizados de playa, aseo,  recogida de basuras ni de seguridad ni  sanitarios para acoger tal magnitud de personas”.

Por todo ello, “nos encontramos ante una autorización irresponsable por parte de  la administración local de Tarifa y de la Junta de Andalucía, pues crearía el caos y el desorden del público-visitante. Sin una organización de uso del espacio natural existe un potencial riesgo de impacto negativo en el humedal de la desembocadura del río del Valle, afectando de forma segura a la fauna y flora de este hábitat”.

Desde Podemos destacan la “gran presión social –con más de 120.00 firmas a favor de la conservación del Parque Natural- y la labor colaborativa de las  organizaciones de la  plataforma    Salvemos   Valdevaqueros y Valdevaqueros Natural, cuya lucha ha conseguido la paralización temporal del proyecto”.

Protesta
El pasado sábado tuvo lugar una concentración en Valdevaqueros para mostrar la oposición al proyecto del macro aparcamiento y el chiringuito, y hasta allí trasladó EQUO Cádiz su asamblea provincial, acompañados de los coportavoces del partido en Andalucía, Carmen Molina y Francisco Sánchez, que mostraban así "el apoyo incondicional del partido en la lucha frente a este proyecto que atenta contra este paraje natural".

A pesar de la lluvia, allí se reunieron un centenar de personas, entre ciudadanos individuales, colectivos ecologistas y partidos políticos, todos ellos abogando por una Tarifa al Natural.

Francisco Sánchez, recordó que “el parque Natural del Estrecho es una de las pocas zonas vírgenes de Andalucía, y dejar paso a proyectos como estos demuestra que solo se está fomentando el enriquecimiento de unos pocos, sin planes realmente sostenibles que enriquezcan la zona sin presionar el ecosistema”. Por esto Carmen Molina, parlamentaria andaluza, puntualizó que “es necesario que la junta de Andalucía haga una moratoria del litoral con mesas de trabajo con todos los colectivos y se haga una correcta ordenación, respetando la normativa de las zonas sensibles”.

Todos los asistentes aplaudieron que el proyecto se encuentre paralizado de momento, pero recordaron que "es necesario seguir con la presión social y política para que ningún otro proyecto de ocupación tome las zonas protegidas".

EQUO, que también celebró en Tarifa una asamblea provincial, trató entre otros temas "la elección de su coportavoz masculino, siendo elegido por unanimidad Mateo Quirós, de Rota., que se une en esta tarea a la coportavoz provincial, Sara Algaba. El partido verde se caracteriza entre otras cuestiones por tener paridad de género entre sus representantes, por lo que en todos sus niveles se cuenta con dos coportavoces, un hombre y una mujer, lo que asegura la representatividad, participación e igualdad".

COMENTARIOS

Andaluca InformacinAndaluca InformacinAndaluc�a Informaci�nAndaluc�a Informaci�n