Publicidad Ai
Publicidad Ai

Campo de Gibraltar

La defensa de Kanjaa niega que el ataque en Algeciras fuese yihadismo

Cuestionan en un recurso que se pueda enmarcar en delitos de terrorismo, al no pertenecer a ninguna organización y reclaman un examen psiquiátrico

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • Yassine Kanjaa, el detenido por el ataque en Algeciras. -

La defensa del supuesto autor del ataque perpetrado el pasado 25 de enero en dos iglesias de Algeciras, en el que murió un sacristán y cuatro personas resultaron heridas, ha cuestionado que los hechos se puedan enmarcar en delitos de terrorismo al no pertenecer el investigado a ninguna organización terrorista, y ha solicitado que se le someta a un examen psiquiátrico.

Lo ha hecho en un recurso presentado esta semana contra el auto en el que el juez de la Audiencia Nacional Joaquín Gadea ordenaba su ingreso en prisión incondicional como investigado por delitos de asesinato y lesiones con fines terroristas, que podrían acarrear una condena de prisión permanente revisable, según ha adelantado El Español y han confirmado a EFE fuentes jurídicas

Además de pedir la libertad para Yassine Kanjaa, el joven marroquí de 25 años que fue detenido como presunto autor del ataque, su defensa solicita que se le someta a un examen psiquiátrico, algo que el juez Joaquín Gadea acordó precisamente esta semana con el objetivo de evaluar la existencia de algún trastorno psiquiátrico a los efectos de informar sobre su imputabilidad.

Antes de que prestase declaración, el investigado fue examinado por el forense de la Audiencia Nacional, que determinó que estaba en condiciones de declarar.

La defensa de Kanjaa, asistido por una abogada del turno de oficio, centra el recurso en cuestionar el carácter terorrista que el juez imputa al ataque y rechaza que alguien pueda convertirse en terrorista en tan solo un mes, explican las fuentes consultadas.

Recuerda que en su declaración ante la Policía, que se demoró hasta cinco horas, y también después ante el juez, Kanjaa rechazó pertenecer o seguir a ningún grupo terrorista ni haber hecho ningún juramento hacia ellos y, de hecho, los llegó a calificar de violentos. Indicó además que había estudiado el Corán por su cuenta y que se había hecho más religioso en el último mes, añaden las fuentes.

La defensa, que tras la declaración del investigado llegó a proponer que se le ingresase en un centro psiquiátrico de forma cautelar mientras se esperaban los resultados del eventual informe forense, ha solicitado en su recurso que el juez le ponga en libertad y decrete medidas cautelares menos gravosas, como la retirada del pasaporte o comparecencias periódicas ante el juzgado.

Joaquín Gadea, juez de refuerzo del Juzgado Central de Instrucción número 6, envió a prisión a Kanjaa ante la gravedad de los hechos, el riesgo de fuga y de reiteración delictiva que detectó en él.

En su auto señaló que los indicios recabados permitían afirmar en este momento inicial de la investigación que se trataba de "un perfil de terrorista autoadoctrinado que actúa de modo individual no vinculado directamente con una organización terrorista", pero que "lleva a cabo su acción en nombre del fenómeno yihadista".

En el ataque, perpetrado con un machete de grandes dimensiones y al grito de Alá en la parroquia de San Isidro y en la iglesia Nuestra Señora de la Palma, fue asesinado el sacristán Diego Valencia y resultaron heridas varias personas, entre ellas un sacerdote.

Envía tu noticia a: participa@andaluciainformacion.es

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN