Quantcast
El tiempo en: Andalucía
Sábado 16/10/2021

España

Los desembalses de Iberdrola dejan lodo y contaminación en un Parque Natural

El alcalde de Serradilla sospecha que el olor y color de las aguas podría tener que ver con "algún vertido" tras los trabajos de mantenimiento y limpieza

Publicidad Ai Andaluc�a Informaci�nPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad Ai
  • El Parque Nacional de Monfragüe tras el desembolse de Iberdrola.

El Parque Nacional de Monfragüe, en la provincia de Cáceres, se ha convertido en noticia tras las últimas imagenes: un manto verde de  "lodos, putrefacción y contaminación" subre el embalse gestionado por Iberdrola, ha denunciado el alcalde de Serradilla, Francisco Javier Sánchez Vega, a elDiario.es

Sánchez asocia esta situación a los desembalses realizados este verano para la generación de energía hidroeléctrica en un momento en el que el precio de la luz alcanza máximos diarios. La compañía niega cualquier vertido "ni ninguna otra gestión" que haya podido motivar este fenómeno.

"Ese agua estancada, maloliente, con un nivel de caudal tan bajo en una zona con la protección ambiental de Monfragüe solo obedece a cuestiones de mercado y de especulación", asegura Sánchez Vega, que recuerda que las dos presas de la zona ya están amortizadas porque se construyeron durante la dictadura franquista, por lo que el margen de beneficio de la compañía es inmenso. Según sus datos, generar un kilovatio de energía en Alcántara cuesta tres euros y en elmercado se vende a 172 euros.

Pero el alcalde de Serradilla va más allá y sospecha que el olor y color de las aguas podría tener que ver con "algún vertido" tras los trabajos de mantenimiento y limpieza que se han realizado en el embalse de Torrejón, por lo que el Ayuntamiento ha tomado muestras que ha mandado a analizar.

También lo han hecho los agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil, que el lunes también tomaron varias muestras de agua para determinar el alcance de esta situación y si, como denuncia el primer edil serradillano, se trata de un "problema ambiental".

Pero Iberdrola niega cualquier vertido "ni ninguna otra gestión" que haya podido motivar este fenómeno, que, subraya, es "ajeno a su gestión". La compañía recuerda que el Tajo está sometido a una gran "presión demográfica que, sumado a otras causas ajenas a la gestión hidroeléctrica, como es la utilización de fertilizantes, provoca que el agua contenga una gran cantidad de materia orgánica. Al someterse el agua a temperaturas elevadas pueden darse procesos que generan olores".

También señala que no se ha observado que este fenómeno tenga afección sobre la fauna ni sobre la flora y "es esperable que desaparezcan en pocos días".

Por su parte, la Consejería para la Transición Ecológica y Sostenibilidad ha expresado a elDiario.es Extremadura su "preocupación" por la situación que los desembalses están provocando, pero recuerda que es "competencia de las Confederaciones al tratarse de cuencas compartidas". No obstante, la Junta de Extremadura ejerce competencias en materia ambiental, por lo que se encuentra "vigilante" al tratarse de un parque nacional.

COMENTARIOS