Actualizado: 13:41 CET
Lunes, 17/02/2020

Cádiz

La cabeza humana dentro de la caja carecía de restos de tejido

El Equipo de Inspecciones Oculares de la Guardia Civil registran la vivienda de Castro Urdiales donde vivía la mujer detenida, la cual estuvo viviendo en Cádiz

  • Agentes del Equipo de Inspecciones Oculares de la Guardia Civil registran esta mañana la vivienda de Castro Urdiales.

Agentes del Equipo de Inspecciones Oculares de la Guardia Civil registran esta mañana la vivienda de Castro Urdiales donde vivía la mujer que ha sido detenida en relación con el cráneo encontrado dentro de una caja, según han informado a Efe fuentes cercanas al caso.

Los agentes intentar recabar pruebas de la posible participación de María del Carmen M.G. en la desaparición de su pareja, Jesús María B.R., el pasado mes de abril.

María del Carmen M.G. entregó una caja a su vecina que contenía, según le dijo, juguetes eróticos que no quería que encontrara la Guardia Civil si registraba su casa tras la denuncia de la desaparición de su pareja.


Sin embargo, la caja contenía un cráneo, que la vecina ha descubierto ahora cuando ha empezado a desprender un fuerte hedor.

El cráneo, que no tiene ningún resto de tejido, está siendo analizado por el servicio de Criminalística de la Guardia Civil, que trata de averiguar si corresponde con el de Jesús María B.R.

María del Carmen y Jesús María no estaban casados, pero vivían juntos en un piso de él situado en el edificio Mar Llana número 12 de la calle Padre Basabe.

La mujer tiene antecedentes por dos estafas cometidas en los últimos años, en 2013 y 2017.

Los vecinos de la pareja en Castro Urdiales consideran que el hallazgo del cráneo se asemeja al "guion de una película de terror o de ajustes de cuentas", y cada dato que transciende del caso es para ellos "aún más sorprendente".

"Es algo que está impactando en el municipio", indica a Efe Gerardo Martínez, uno de los residentes que conocía de vista a María del Carmen y Jesús María, y quien espera que "pronto se conozca la verdad de todo este asunto" porque la gente está "consternada".

"Menudo susto se tuvo que llevar la chica cuando abrió la caja por el olor que desprendía y se percató de que se trataba de una cabeza humana", señala Marta Gutiérrez, quien vive cerca de donde residía la pareja.

Los padres de otra vecina conocen a Jesús María desde la etapa de su vida en la que estuvo residiendo en Bilbao y lo recuerdan como una "persona buena y afable".

COMENTARIOS

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
Publicidad AiAndaluc�a Informaci�nPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
chevron_left
Domingo Villero abandona el grupo municipal de Cs en Cádiz
chevron_right
La primera de las cinco corbetas saudíes ya tiene puesta la quilla