Actualizado: 20:45 CET
Lunes, 20/01/2020

Cádiz

La calle vuelve a teñirse de morado

Unas 400 personas se han concentrado este lunes ante la puerta de la Audiencia Provincial en señal de apoyo a la víctima de ‘La Manada de Manresa’

Cargando el reproductor....
  • Los colectivos consideran que la formación en materia de género no está llegando al poder judicial como venimos reivindicando desde el movimiento

Las organizaciones feministas gaditanas salieron esta tarde a la calle, uniéndose a una convocatoria a nivel nacional, en señal de apoyo a la víctima de ‘La Manada de Manresa’, la joven que denunció sufrir una agresión sexual múltiple en 2016 en Manresa (Barcelona) cuando tenía 14 años de edad. De esta forma, casi 400  personas se congregaron este lunes a partir de las 20.00 horas ante la Audiencia Provincial de Cádiz al grito de “No es abuso, es violación”, “Contra la justicia patriarcal, feminismo radical” o “Yo sí te creo”.  Representantes de la Marea de Pensionistas y Viudas de Cádiz también acudió a la cita. Lo cierto es que el público abarcaba un rango de edad bastante amplio.

Una vez más vemos que los jueces no tienen preparación ni tampoco conocimiento de lo que es la violencia de género”

La movilización coincidía con la declaración de la víctima y de varios testigos  en la Audiencia de Barcelona. Para seis de los siete acusados, que han negado su implicación en los hechos, la Fiscalía pide inicialmente condenas por un delito de abuso sexual —no de agresión sexual ya que no se observa violencia en los hechos—. En cualquier caso, la Fiscalía no descarta elevar los cargos a agresión una vez escuche el testimonio de la víctima.

Representantes de los colectivos leyeron un manifiesto ante los asistentes en defensa de “una victima más a la que un fiscal vuelve a poner en duda al entender que se debía haber resistido, y por lo tanto, poner en riesgo su vida para considerar que lo que ella ha sufrido es una violación. Una víctima más a la que se le culpabiliza por haber bebido, sirviendo esta circunstancia como atenuante para las condenas de los agresores”. Se dirigían a los políticos en su manifiesto alegando que “por desgracia, tenemos que seguir lamentando que la formación en materia de género no está llegando al poder judicial como venimos reivindicando desde el movimiento feminista”.

Estas palabras se pronunciaban el mismo día en el que el subdelegado del Gobierno en Cádiz, José Pacheco, presentó por la mañana el balance del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, que ha contado con un presupuesto de dos millones de euros. “¿Cuántas violaciones más deben ocurrir para que el sistema judicial entienda lo que supone para una mujer estos terribles hechos y que dejen de juzgarnos a las víctimas?”, continuaba.

“Queremos que sepas que no estás sola, que si tocan a una, nos tocan a todas, y que no permitiremos que la justicia no haga su papel. Hermana, ¡yo si te creo!”, concluía.

Por su parte, desde el Café Feminista de Cádiz, Araceli Orozco manifestaba haber conseguido en el día de ayer “algo que parecía imposible en estos últimos tiempos, como es que muchísismas mujeres en las principales capitales de provincia de este país hayamos salido de nuevo para reivindicar lo que llevamos reivindicando mucho tiempo: queremos ser libres, poder salir a la calle sin tener que ser valientes, sino libres”. Al igual que ocurrió con ‘La Manada’ de los San Fermines, “una vez más vemos que los jueces no tienen preparación ni conocimiento de lo que es la violencia de género”.

La concetración concluyó, una hora más tarde y como acto simbólico, con una parada del tráfico en la cuesta de las Calesas, frente a la Audiencia Provincial, que duró unos minutos.

“Te toca a ti”

Los hechos ocurrieron la noche del 29 de octubre de 2016 en una fiesta en una fábrica abandonada en el Camí Torre d'en Viñas de Manresa, a la que acudieron los acusados y en la que había unas 20 personas, en su mayoría menores, según el relato del escrito de acusación de la Fiscalía.  

Ya de madrugada del día siguiente, el acusado Bryan Andrés M.C. se llevó a la víctima a una caseta abandonada en la zona “siendo plenamente consciente del estado de embriaguez en que se hallaba y con la intención de satisfacer sus deseos sexuales” y la penetró vaginalmente. Al cabo de un rato, se dirigió a la otra caseta en la que se hallaban el resto de los procesados y le dijo al procesado Walter Diego C.: “Va, te toca a ti, 15 minutos cada uno y no tardes”.

Así, los seis acusados la penetraron “por turnos”, según la Fiscalía, mientras que el séptimo implicado se quedó mirando mientras se masturbaba. El fiscal del caso de ‘La Manada de Manresa’ pedía en su escrito de acusación,  penas que van desde los diez años de prisión hasta los 19 años y seis meses para los seis acusados, y para el séptimo, que solo está acusado de un delito de omisión de socorro, una multa de 4.320 euros.  

COMENTARIOS

Publicidad Ai Publicidad Ai
Andaluc�a Informaci�nPublicidad Ai
chevron_left
Denuncian deficiencias en la lavandería del Puerta del Mar
chevron_right
Los policías estarán al menos seis meses más en El Pirulí